«La música me nace de dentro»

El cantante ferrolano Adrián Gabarre actúa en la sala Ink unos días después de llegar al cásting final de «La Voz»


Ferrol

La ilusión se truncó en la audición final, pero Adrián Gabarre Rivero (Ferrol, 25 años) dejó el pabellón bien alto hace unos dias en el concurso La Voz. A pesar de ser camarero, la pasión de este joven orgulloso de su Caranza natal es la música. Se mueve entre versiones de sus cantantes favoritos, siempre acompañado por una guitarra y una caja. El sábado actúa en la sala Ink con Sandra Calderón y su Flamenco Band.

-¿Desde cuándo siente pasión por la música?

-Canto desde niño. Siempre recuerdo ser el centro de atención en las fiestas familiares, por decirlo de alguna manera. Desde pequeño siento la música muy dentro de mí, no tengo palabras para expresar cómo la vivo. Es algo muy, muy fuerte.

-¿Tenía tradición familiar?

-No, nací así [ríe]. En casa no hay nadie que se dedique a esto.

-¿Cómo evolucionó su música según fue haciéndose mayor?

-Cada vez que cumplía años, notaba que cogía más fuerza y me llamaba muchísimo más la atención todo esto.

-Y le encantan los concursos y los espectáculos...

-Siempre me llamaron la atención. Desde niño seguí Operación Triunfo, La Voz... Y cada vez me gustan más.

-¿A qué audiciones se presentó?

-Llevo cuatro años trabajando, esforzándome, sin parar, presentándome a todo lo que puedo. Estuve en Got Talent, Factor X, OT y La Voz. En este último, estuve en todas las ediciones, y siempre me he quedado a las puertas.

-Acaba de regresar de uno.

-Estuve hace dos semanas en el casting final de La Voz, en Madrid. Estuve entre los últimos 250 de más de 20.000 personas que se presentaron, pero no conseguí pasar más. Allí incluso me reconoció el equipo de selección. Para mí fue una victoria, pero me veía dentro de una u otra manera. Me desanimé un poco, porque es muy complicado llegar hasta ahí.

-Tiene muchas ganas de estar en un concurso de televisión.

-Sí, es que quiero vivir esa experiencia. Por todo el empeño y las ganas que llevo detrás, creo que lo conseguiré, sé que algún día va a llegar.

-¿Y por esta zona?

-Aquí tengo muchísimo tirón. Hago conciertos y siempre están llenos de gente de todas las edades. Cuando tengo un viernes o un sábado, me gusta hacer algún evento. La música es lo que me llama.

-Y de ahí, ahora le toca salir a un escenario como el Ink.

-¡Puf! Es increíble. Aunque tengo algo muy bueno, siempre me lo dicen, y es que no me pongo nervioso. Todo lo contrario: cada vez que tengo algo importante, estoy tranquilo y quiero que llegue el día. Si veo un micrófono, las ganas me salen. Es algo que me nace dentro y no puedo vivir de otra manera.

-¿Qué estilos le gustan?

-Suelo cantar pop flamenco del tipo de Alejandro Sanz, Pablo Alborán [fue a verlo cuatro veces] o India Martínez. Y Pablo López lo estoy escuchando cada vez más. Tiro más por el pop, con pinceladas, que por el flamenco en sí.

-¿Y qué me dice de Rosalía?

-Ya es un pasada, pero como siga así... Tiene un rollazo increíble, es un desfase. Se lleva el flamenco y el pop a su terreno, con baile, y para mí es de diez.

-¿Cuál es su sueño?

-Quiero llegar a lo más alto que pueda. Por qué no cantar en una plaza de toros el día de mañana. Lo que quiero es vivir de lo que me da vida, que es la música. Cuando estoy mal o cuando estoy bien, lo primero que hago es escuchar música. Y la mejor puerta que veo es un concurso. Ojalá me llamen algún día.

José el Francés lidera el cartel

La sala Ink de Narón, en la carretera de Castilla, vive este sábado, a partir de las 22.30 horas, una noche temática de flamenco. El cartel lo lidera el veterano José el Francés, pero también actuará, Sandra Calderón y Adrián Gabarre, así como Tony Delgado y El Primo. La entrada anticipada son 12 euros y en taquilla, 16 euros.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ferrol

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
7 votos
Comentarios

«La música me nace de dentro»