Una caja de bombones, quebradero de cabeza de la cita de prototipos

El clásico certamen de la Politécnica dejó ver un año más la creatividad de los alumnos a la hora de superar un obstáculo


FERROL

Una cita ineludible del calendario universitario. Después de veintitrés ediciones -se dice pronto-, el concurso de prototipos de la Escola Politécnica Superior de Ferrol bien se puede considerar un clásico. Así se demostró en la mañana de este jueves en el sótano del edificio, donde los alumnos de Tecnología de Máquinas, una asignatura del tercer curso de Ingeniería Mecánica, pusieron todo su esfuerzo en superar la prueba. Esta vez, con una caja de bombones Nestlé como principal obstáculo.

«Estoy muy nervioso», le transmitió uno de los participantes a un compañero antes de empezar. Y es que, en apenas unos segundos se plasman muchas horas de trabajo y además cuenta para la nota de la asignatura. Así, los alumnos rodearon la figura dibujada en el suelo: una dibujo similar al de un reloj de arena, de 1,2 metros de ancho y 3,6 metros de largo. En el centro, la mencionada caja de 44 bombones anclada al suelo. Al concurso, los jóvenes acudieron con sus vehículos, propulsados por un motor eléctrico alimentado por una pila de petaca de 4,5 voltios.

Cada uno situó su prototipo en un extremo de la figura, en el suelo, y lo encendió. El reto consistía en avanzar, superar la caja de bombones por la parte superior -con tres centímetros de alto- y traspasar la línea contraria. Esto lo consiguieron, al primer intento, segundo o tercero, seis de las nueve parejas participantes. «El espíritu ha sido el mismo que el de años anteriores. Como para todos es la primera vez que lo hacen, hubo mucha emoción. Estoy satisfecho con el resultado», resumió Javier Cuadrado, profesor y organizador del certamen.

El ganador, de tres ruedas

Los problemas técnicos aparecieron en varios momentos y, por ello, algunos cerraron el puño cuando consiguieron superar los nervios y también el obstáculo. La trayectoria la completaron en 4 segundos y 94 centésimas los vencedores, Alejandro Álvarez Vázquez y Saúl Rodríguez Vázquez, que no fueron los más rápidos entre las tres tentativas, pero sí en la primera, lo que les valió el triunfo.

Alejandro y Saúl, con su prototipo ganador
Alejandro y Saúl, con su prototipo ganador

Su prototipo era de tres ruedas, dos pequeñas detrás y una grande delante, y lo completaron con piezas de Mecano. «O importante era que tiña fiabilidade, a pesar de que era un pouco máis bruto que os demais. Estivemos moitas horas enriba del, con moitas probas e erros, para chegar ao modelo final», explicaban. Por detrás de ellos acabaron Jacobo Ulibarrena Díaz y Jonathan Salvador Soto (3 segundos y 22 centésimas, pero a la segunda), y en el tercer puesto concluyeron Antón Senra Bascoy y Samuel Lorenzo Chouciño (4 segundos y 89 centésimas a la segunda).

Eso sí, los más aclamados fueron, sin duda, Martín Espada y Rubén Rendo, con su prototipo sin ruedas. El robot se impulsó mediante dos triángulos de cartón, el mismo material del que estaba fabricado el resto. Para las diferentes uniones, los creadores usaron palillos, pajitas y trozos de madera. No escaló la caja de bombones hasta la tercera tentativa, pero casi cada uno de sus peculiares zancadas fue aplaudida. «El diseño es especial porque si vuelca, sigue andando -algo que también se pudo ver-. Descartamos las ruedas porque las usa casi todo el mundo», expresaban, antes de valorar que este concurso «fomenta la creatividad; hace pensar en la solución más sencilla y efectiva». La paciencia, la constancia y el trabajo fueron los ingredientes que usaron para sorprender.

Rubén y Martín innovaron con uno sin ruedas
Rubén y Martín innovaron con uno sin ruedas

Como en años anteriores, hubo alumnos del IES Sofía Casanova. Un total de 18 equipos de Bachillerato, entre los que tres consiguieron superar el obstáculo.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ferrol

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
11 votos
Comentarios

Una caja de bombones, quebradero de cabeza de la cita de prototipos