«Me gustaría vivir de los videojuegos»

Los primeros alumnos del máster de la Universidade de A Coruña en Ferrol, «contentísimos» con la orientación que se le ha dado


Ferrol

Ellos mismos se definen como «conejillos de indias», pero no como algo negativo, sino todo lo contrario. «Entre los profesores y los alumnos tenemos que ir definiendo cómo se van a impartir las clases». Este comentario, aunque parezca que pueda proceder del cuerpo docente, es de un alumno, Marcelo Gómez (A Coruña, 23 años), consciente de que es más ventaja que desventaja formar parte de la primera promoción del máster en Deseño, Desenvolvemento e Comercialización de Videoxogos, uno de los estrenos este curso de la Universidade da Coruña en Ferrol.

Los alumnos reciben a La Voz en un aula de la Politécnica de Esteiro. Apenas llevan un mes, pero por sus comentarios, se les ve ilusionados. «Estamos contentísimos. En clase somos de diferentes perfiles, pero todos tenemos muchas ganas. La idea es que al final del máster salgan de aquí productos interesantes y comercializables», comenta Marcelo, que desde que tenía 5 años siempre tuvo una videoconsola en las manos. «Según fui creciendo, me fui dando cuenta de que los videojuegos es algo de lo que me gustaría vivir», añade.

En su caso, estudió Ingeniería Informática, pero también los hay de Comunicación Audiovisual, como Damián Romero (Tal, Muros, 27 años), que también lleva «toda la vida jugando a videojuegos». «Siempre me hizo ilusión hacer algo dentro de este sector, pero no existía una oferta clara en España, solo másteres privados en Madrid, Barcelona o Valencia. Así que cuando salió algo así al lado de casa, además público, había que entrar de cabeza», resalta Damián. Los profesores, según él, «son todos muy buenos y saben de lo que hablan; quizás no son profesionales del sector de toda la vida, pero saben enseñar». Asimismo, el equipamiento es «muy completo». Además de este aula, cuentan con una sala de trabajo y otra para probar los videojuegos. 

La importancia del márketing

Otro perfil más es el de Sarai Pena (Cabanas, 24 años), que procede de Bellas Artes. «Siempre me ha gustado la conceptualización visual de los videojuegos, la ilustración de personajes y de entornos, por ejemplo. Diseñar un personaje, a través del dibujo, para usarlo en la pantalla», explica esta joven, a la que también le interesa mucho aprender de 3D.

Los alumnos han valorado, entre otras cosas, que se haya incluido la comercialización. «Estamos aprendiendo que las estrategias de márketing son muy necesarias para integrarse y quedarse en el mercado, que está ligeramente saturado. Mucha gente cree que con diseñar y programar un videojuego ya lo tiene todo hecho, pero no es así; hace falta conocer mucho sobre el sector para poder entrar en él y hacer algo que tenga beneficios, como ya ha habido ejemplos en España», reflexiona Sarai.

Y es que, como apunta Marcelo, es el primer máster a nivel nacional que mezcla la comercialización, el diseño y el desarrollo de los videojuegos, «aún encima cerquísima de casa».

Otra de las alumnas, Andrea Caeiro (Ferrol, 23 años), considera que es una industria «muy potente» y ve estos estudios como la «oportunidad de ofrecer un punto de vista distinto», el suyo, a nivel creativo y artístico. Pasó por comunicación audivosiual, diseño editorial y moda, pero ahora quiere indagar «qué enfoque se le puede dar a los videojuegos y qué nichos de mercado quedan todavía por explotar». 

Un alumno de 67 años

Detrás de un ordenador también está sentado un alumno veterano, pero con las mismas ganas -tiene de sobra- de aprender. Benito Faíña (Ferrol, 67 años), «jubilado y con mucho tiempo libre», se apuntó al máster después de una vida profesional relacionada con la tecnología. «Me parecía interesante ver esta rama de la tecnología. Mi idea inicial es crear algún proyecto de emprendimiento. Con los conocimientos que adquiramos, sería interesante crear algo conjunto, como una buena forma de entrar en el mercado», adelanta Benito, deseoso de verter lo aprendido a lo largo de los dos cursos que dura el máster en alguna iniciativa.

Él, más que ninguno, ha visto como la tecnología ha dado un salto gigante en las últimas décadas, pero sigue teniendo ganas de aprender a través de este máster. El próximo año llegarán nuevos alumnos y también aterrizará el grado en Creación Dixital, Animación e Videoxogos. «Si alguien quiere meterse en esta industria, probablemente este es uno de los mejores sitios a nivel nacional», resume Marcelo. El futuro de los videojuegos, a través de la Universidade da Coruña, pasa por Ferrol.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ferrol

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

«Me gustaría vivir de los videojuegos»