Nuevas sentencias reconocen la asbestosis en mujeres por lavar ropa de trabajo de sus maridos

Los fallos son de Madrid, pero abren una vía para los afectados

.

Ferrol

La Asociación Gallega de Víctimas do Amianto (Agavida) se alegra de las últimas sentencias que reconocen que la asbestosis que sufrieron varias mujeres se generó cuando lavaban la ropa de sus maridos, que trabajaban en la plata de Uralita en Getafe. «Por supuesto que aquí en Ferrol se han dado casos. De hecho, hay médicos muy concienciados, como Carlos Piñeiro, que los han detectado», explica Ramón Tojeiro, presidente de la citada entidad de enfermos.

Los fallos redactados en Madrid también abren una vía para los vecinos que residían cerca de la factoría de Uralita y que sufrieron daños, algo que en el entorno de los astilleros es menos probable, según destaca Tojeiro.

Un fondo en vías de creación

En cualquier caso, Agavida se centra en continuar con la iniciativa para crear un fondo de compensación para todos los afectados y en el que se puedan amparar tanto las mujeres que enfermaron tras manipular ropa de trabajo, como los empleados de empresas que ya no existen, como Bazán o Astano, y no tienen forma de llegar a compensaciones. Tojeiro recuerda a tantas familias que se expusieron al asbesto cuando se lavaba la ropa en el pilón de los hogares. Asegura que se dio un importante paso el pasado marzo cuando se presentó esta petición en el Congreso. En mayo el Gobierno le dio entrada y durante el mes de septiembre esperan que se lleve al pleno del Congreso. «Cuando se aceptó en el mes de mayo estuvimos con todos los grupos y la respaldaban. Tras el parón de las vacaciones esperamos tener noticias positivas en septiembre», precisa Tojeiro.

Casi toda Europa cuenta ya con fondo de compensación para las víctimas del amianto. Las asociaciones pretenden que se siga el modelo francés, ya que entienden que es el más adecuado, en el que están incluidos el Gobierno, las empresas y las víctimas.

Agavida calcula que en Ferrol hay 11.000 casos esperando una indemnización

Buena parte de estos enfermos deben recurrir a largas batallas judiciales

La Voz

La asociación de afectados por el amianto calculan que el nuevo fondo de compensación sería un solución para cerca de 11.000 personas. Buena parte de estos enfermos deben recurrir a largas batallas judiciales: «Las empresas recurren una y otra vez, así que sucede en muchas ocasiones que el afectado fallece antes de cobrar su indemnización», lamenta Tojeiro.

El nuevo fondo evitaría evitará tener que acudir a los juzgados para reclamar por los daños derivados de trabajar en contacto con el amianto, ya que sería casi un proceso administrativo.

Consulta en el Marcide

Carmen Diego es la neumóloga que está al frente de la consulta monográfica de asbestosis del Complejo Hospitalario Universitario de Ferrol. De hecho, la contrataron para llevar este servicio en el que hay disponible un protocolo para cualquier trabajador del naval. Diego reconoce que muchos no acuden por miedo al diagnóstico y, aún así, se acercan a los 8.000 los que han pasado por sus análisis y estudios. Algunos pertenecen a mujeres que no trabajaban en el astillero, pero estaban en contacto con la ropa. Sobre estos casos los médicos aseguran que estos pacientes estaban menos expuestos, pero de forma continuada.

Votación
2 votos
Comentarios

Nuevas sentencias reconocen la asbestosis en mujeres por lavar ropa de trabajo de sus maridos