La Charla saludable de la piel pone el énfasis en prevenir el cáncer más temido

Los melanomas tienen difícil curación y aparecen en gente que se quema año tras año


Ferrol

El cáncer de piel toma dos formas: el melanoma, que es la más temida, porque su curación es muy difícil y por eso es la principal causa de mortalidad en algunos tramos de edad. «La mayoría de las personas que lo sufren comparten que año tras año han tenido quemaduras de sol y su tasa de incidencia es de 25 casos por 100.000 personas», según relató ayer el dermatólogo del Complejo Universitario Hospitalario de Ferrol (CHUF) Miguel Cabanillas González en la última de las Charlas saludables de este ciclo y que abarrotó el salón de actos de Afundación de nuevo.

Cabanillas explicó que el otro tumor en la piel se llama carcinoma basocelular y es mucho menos agresivo, aunque también está relacionado con la exposición al sol de forma imprudente o excesiva. En ambos casos, las personas con piel clara y ojos rubios son una diana fácil para las radiaciones y por eso la charla se centró en repasar las vías para protegerse del sol.

Romper el mito del bronceado

Una de las claves que aportó el especialista del Marcide pasa por liberarse de la esclavitud del bronceado, ya que para las personas sensibles al sol puede llevar a aparejados no solo desarrollar un tumor, sino también alergias solares y otras enfermedades. Además, al exponernos al influyen medicamentos tan comunes como algunas clases de antibióticos o antiinflamatorios. «El ideal de belleza no siempre fue estar moreno, es algo reciente», apuntó un especialista que recordó casos como el del actor australiano Hugh Jackman, que lleva seis operaciones por el cáncer de piel que sufre y que trata de concienciar sobre los peligros del sol en un país en el que las cabinas de bronceado ya están prohibidas debido a la proliferación de esta enfermedad.

«Nunca se debe acudir a una cabina por razones estéticas, producen un envejecimiento de la piel y otros problemas», apuntó un dermatólogo que mostró imágenes muy reveladoras durante su exposición. En la pantalla se pudieron ver las diferentes formas de tumores, pero también cómo queda una piel envejecida prematuramente por el sol y no solo por acudir a la playa. «Esta foto es la de un camionero al que la radiación afectó solo en un lado de la cara», dijo Cabanillas al mostrar un rostro solo con una de las dos mejillas completamente endurecida y arrugada.

Las Charlas saludables son una iniciativa del Servizo Galego de Saúde a través de la Xerencia de Xestión Integrada de Ferrol y de La Voz de Galicia. Su objetivo pasa por difundir hábitos de vida saludables sobre temas actuales.

«Que la mancha cambie tu vida depende de lo pronto que la veas»

Como viene siendo habitual en las charlas, los asistentes, que abarrotaron la sala, pudieron plantear sus dudas.

B. A.

¿Qué factor se debe usar?

De forma general para personas que no tienen factores de riesgo, es decir, sin fototipo especialmente vulnerable o antecedentes de melanoma y que no se queman con facilidad, un factor 30 es más que suficiente para el uso habitual. El 50 se reserva para extremar la prevención, porque aunque la diferencia es poca en personas que lo tienen que usar a diario puede llegar a ser significativo a lo largo de la vida.

¿Caducan las cremas contra el sol?

Hay estudios que dicen que duran más, pero los laboratorios garantizan 12 meses tras de su apertura.

¿Qué formato hay que elegir?

El que resulte más sencillo de aplicar y se adapte mejor al tipo de piel, así para las secas las cremas sirven también para hidratar y los geles se adaptan mejor a las epidermis grasas.

¿Cúando se debe tomar el sol?

El 70 % de las radiaciones ultravioleta se recibe entre las 13.00 y las 17.00 horas, cuando el sol está más alto. Lo ideal es tomar el sol a primera hora de la mañana y después de las cinco.

¿Las manchas indican algo peligroso?

Las manchas solares son el reflejo del efecto del sol y con el tiempo pueden dar lugar a un melanoma, por eso es importante vigilarlas y consultar ante cualquier dura. Que una mancha cambie tu vida depende de lo pronto que la veas. Las que crecen, cambian de color en poco tiempo es conveniente consultarlas.

¿Y los puntitos rojos?

Los puntitos rojos, denominados rubí, son angiomas capilares y suelen estar relacionados con la edad, algunas personas tienen más que otros y no tienen relevancia. Hay un tipo de manchas blancas en las piernas que se deben a exposiciones que refleja daño en la piel, aunque son un problema estético. No hay tratamiento efectivo, pero las personas que las tienen deben vigilar más cómo evolucionan esas zonas y el resto del cuerpo.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ferrol

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos
Comentarios

La Charla saludable de la piel pone el énfasis en prevenir el cáncer más temido