El PP y tres ediles del PSOE tumban la modificación de crédito urgente en el pleno de Ferrol

El gobierno en minoría de Jorge Suárez no pasa la primera prueba de fuego tras la ruptura del bipartito

.
C. López
Ferrol

La modificación de crédito urgente por importe de 915.012 euros para hacer frente a cuestiones prioritarias para Ferrol no ha salido adelante en el pleno celebrado este jueves por la tarde. El gobierno en minoría de Ferrol en Común (FeC) se ha topado con los votos en contra de la bancada del PP (once concejales) y el de los tres ediles socialistas a los que el alcalde les retiró competencias, y que derivó en la ruptura del bipartito. Apoyaron la propuesta los seis ediles de FeC, los dos del BNG y la representante de Ciudadanos, aunque estas dos últimas formaciones reprocharon al alcalde el contenido y la presentación del documento.

Por su parte, María Fernández Lemos y Rosa Méndez, las dos edilas del grupo socialista a las que Suárez reafirmó en sus áreas -frente a la petición de Beatriz Sestayo de retirarle compertencias a la primera- se abstuvieron en la votación a mano alzada.

Tal y como vaticinaba el regidor esta mañana en Radio Voz, los otros ediles socialistas bloquearon la aprobación del documento con su voto contrario. Fue Bruno Díaz, en vez de Sestayo, habitual portavoz del grupo, el que tomó la palabra para justificar su postura: «O PSOE, hoxe na oposición, non forma parte do goberno» ha recalcado al inicio de su intervención. «Agardemos -ha continuado- que desde a oposición sexamos capaces de que esos proxectos que compartiamos saian adiante». Díaz ha reiterado que de la modificación de crédito se enteraron «polos medios de comunicación», del mismo modo que tuvieron conocimiento de que «renunciabamos os orzamentos deste ano». Y ha criticado que «se pretende incluir no modificado de crédito cuestións que non se precisan nin se aclaran».

La portavoz del PP Martina Aneiros ha cargado contra un pacto de gobierno que «nació muerto» y se ha dirigido al alcalde para acusarlo de que «lo que ha hecho en estos últimos meses es engañar a los vecinos, prolongando esta situación con el único objetivo de ocultar una ruptura que sabía que iba a producirse, pero que prefirió retrasar para que no tuviese consecuencias electorales». A su entender, la medida presupuestaria llevada a pleno «es una chapuza, fruto de la incompetencia suya -Jorge Suárez- y de sus socios de gobierno -PSOE-».

«No gestionar, tiene malas consecuencias», ha subrayado la concejala popular. «Como los malos estudiantes, prefieren hacerlo la víspera», ha ejemplificado. «El lío en que nos ha metido aumenta de forma imparable», ha sentenciado para justificar su voto en contra ante la «improvisación» y la falta de documentación, como el «informe de tesorería».

Iván Rivas, del BNG, formación que dio el respaldo de sus dos ediles al documento, cargó, no obstante, contra la acción de gobierno: «Que traian este punto a debate sen acordo é unha irresposabilidade». Ha calificado de «chapuza» la elaboración del texto y ha advertido a los exsocios en la alcaldía de que «as súas diferencias non son ideolóxicas, son persoais, en beneficio do Partido Popular». Además, Rivas ha lanzado el guante a los populares, a los que ha instado a «que teñan valor e presenten una moción de censura» y, ha apostillado: «Sempre terán a oposición contundente do BNG a esa moción que non se atreven a presentar».

«Fagan como queiran, aproben ou modifiquen a proposta, pero non nos sometan a escarnio público. Imos votar a favor. Non se pode levar á paralise esta cidade», ha concluido.

En su réplica, Suárez ha respondido con ironía a los grupos popular y socialista dándoles las «gracias» en nombre de trabajadores y entidades a las que no se les podrá pagar, así como por otras intervenciones que, sin la modificación, se quedarán de momento en el cajón.

Sin partidas urgentes

Entre otras cuestiones, las partidas son necesarias para comprar los coches patrulla -104.000 euros-, dado que está a punto de finalizar el contrato de renting de los actuales y la empresa procederá a su retirada, por lo que los agentes se quedarían desprovistos de medios de locomoción.

También está pendiente el abono de 259.000 euros por horas extraordinarias, nocturnidades y festivos a trabajadores municipales, así como las ayudas a la escolarización y las becas comedor, al margen de otras inversiones comprometidas en su día por el bipartito.

Son actuaciones que no pueden esperar y que, a su vez, es la consecuencia directa de estar funcionando con un presupuesto prorrogado procedente del anterior mandato del PP.

Votación
16 votos
Comentarios

El PP y tres ediles del PSOE tumban la modificación de crédito urgente en el pleno de Ferrol