La burocracia retrasa aún mas la entrada en servicio del saneamiento

Los tres tramos más importantes están finalizados y a la espera de autorizaciones


Ferrol

Los nueve tanques de tormentas construidos por Acuaes como parte de las obras correspondientes a los tramos de A Malata-A Gándara, A Gándara-O Cadaval y la estación de regulación del Puerto están en disposición de ser puestos en servicio de forma inmediata, lo que permitiría poner en funcionamiento la totalidad de las infraestructuras de saneamiento correspondientes a esas tres partes de la intervención global.

El inicio de la entrada en servicio de forma progresiva de todas estas infraestructuras estaba prevista para el pasado mes de junio, pero no ha sido sí y, según la información facilitada ayer por el alcalde de Ferrol, Jorge Suárez, se cree que no será posible hasta el mes de agosto.

Acuaes explica que solo están a la espera de la correspondiente autorización por parte del Concello de Ferrol para enviar hacia el bombeo de A Malata las aguas residuales que recogerán los nuevos colectores y para la incorporación al sistema de aguas procedentes del Concello de Narón. Asimismo, están pendientes de recibir del Concello ferrolano las garantías para el abono de los gastos de la explotación de las infraestructuras.

Respecto a ambos trámites, el regidor ferrolano manifestó que todavía no han recibido respuesta a la solicitud de autorización de los vertidos por parte de Augas de Galicia, petición que ha sido cursada a través de Emafesa, la empresa mixta de aguas .

También está pendiente de someter a la consideración del pleno el acuerdo con Augas de Galicia y el Concello de Narón para que Acuaes gestione los interceptores del saneamiento, cuestión que está previsto tratar en la sesión plenaria ordinaria de fin de mes.

De ahí que, siempre y cuando la autorización de Augas de Galicia no se retrase, las obras ya finalizadas tendrán que demorar su entrada en funcionamiento hasta agosto, como muy pronto.

La puesta en marcha de estos tanques, junto con la de los nuevos colectores construidos, permitirá enviar a la EDAR de Cabo Prioriño las aguas residuales de la práctica totalidad del área urbana de Ferrol y Narón, quedando únicamente pendiente la conexión de aquellas zonas que se incorporaron a los últimos proyectos, los correspondientes a los tramos O Cadaval-Neda y Río Inxerto. Las obras de estos dos tramos, que están en fase de ejecución, contemplan la construcción de dos nuevos tanques de tormentas: uno en la desembocadura del río Inxerto, en el polígono de A Gándara, que recogerá los vertidos de parte de esta área industrial y comercial y también de la zona de San Xoán, y el otro en Xuvia, con el saneamiento de la zona urbana de Narón entre el puente del río Xuvia hasta o Cadaval.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ferrol

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

La burocracia retrasa aún mas la entrada en servicio del saneamiento