«Ferrol no maltrata a la gente del mar»

Gabarri vive de un oficio que le gusta y siempre sale «con la ilusión de faenar bien»

Gabarri asegura que no «arriesga» en el mar
Gabarri asegura que no «arriesga» en el mar

ferrol / la voz

Jaime Gabarri Magaz (Ferrol, 1959) vive hace mucho tiempo pegado al mar. Y lo hace de buen grado. Voz autorizada dentro de la cofradía ferrolana y, en general, del gremio, defiende «lo bueno» de su trabajo.

-¿Vivió siempre del marisqueo?

-No. Desde hace casi treinta años. Antes hice algo en la construcción, me embarqué para ir al bonito, al marraxo...

-¿Qué le hizo fijar su profesión actual?

-Pues te casas, tienes hijos... La familia me tiraba y preferí establecerme como estoy ahora. Estoy en la cofradía desde 1979 y eso me da más cercanía a casa.

-Usted es de los que siempre está muy al tanto de lo que sucede en la ría...

-¡Boh! No hagas caso. Yo lo único que hago es estar dispuesto a ayudar a la cofradía y al patrón o patrona mayor, sea quien sea. Yo estoy ahí para echar un mano si se me pide y en lo que yo pueda colaborar.

-¿Nunca la ha interesado ser patrón mayor en Ferrol?

-Nunca quise. No.

-¿Por qué?

-Porque nunca vas a ser bueno para todos. Siempre te van a tachar de algo y te creas más enemigos que amigos. Yo ando a lo mío y, como ya dije, ayudo en lo que pueda.

-¿Diría usted que le gusta su trabajo?

-Sí. Me gusta mi trabajo. Mi mujer va conmigo en el barco, tengo cinco artes distintas... Lo bueno de todo esto es que trabajas para ti, y seguramente te levantas con más ansia que si trabajas por cuenta ajena. Las cosas son así. Además no es nada monótono. Hay días que pescas, otros que no, pero siempre sales con la ilusión de faenar bien.

-¿Es el marisqueo un gremio muy cerrado?

-No. Para nada. Lo que pasa es que quizá hablas de tu trabajo con la gente de tu círculo, que es lo habitual, no vas a ponerte a hablar de eso con una persona que no entiende ese oficio.

-¿Cómo definiría a la gente del mar?

-En general, la del mar es buena gente. Luego siempre hay de todo, como sucede en el resto de trabajos. Es cierto que si eres mariscador o mariscadora siempre te vas a sentir un poco maltratado por la administración, por este o por aquel, pero eso también hay que enmarcarlo en los diferentes momentos que puede ir atravesando el gremio.

-¿Y a usted mismo?

-Soy normal de todo. Yo solo quiero ganarme la vida. Soy de los que pienso que en el mar siempre hay cosas que aprender y que necesitaríamos, eso sí, algo más de unidad, como tuvimos en otros tiempos.

-¿Le diría a sus hijos que viviensen del mar?

-No, si pueden evitarlo. A mí me gusta, ya lo hecho dicho, pero sí es verdad que el tema está mal y acabas estresándote por muchas pequeñas cosas que a lo mejor a otra gente le parecen tonterías, pero es así.

-¿Es de los que arriesga?

-Para nada. Soy prudente. Y como yo, muchos más. El mar no se acaba. A veces hay gente que arriesga demasiado y si no pasa nada todo va bien. Pero si luego pasa algo todo son problemas.

-¿Ferrol trata bien a los mariscadores?

-Ferrol no maltrata a la gente del mar. Para nada. Hubo momentos de mucha lucha y ahí, es verdad, creamos molestias como, por ejemplo, si cortas una carretera. Hay quien lo entiende y hay quien no, pero en general, bien. Es que Ferrol es el mar.

-¿Cuál es su mejor momento del día?

-¿Para mí? Si ando al aparejo, cuando estoy levantando. No cabe duda.

-¿Qué espera de la ría en el futuro?

-Pues que se acabe de una vez todo esto de las bateas, de la zona C y la zona B... Espero que se pueda trabajar con normalidad de nuevo.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ferrol

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

«Ferrol no maltrata a la gente del mar»