La F-103 concluye una misión marcada por la alerta terrorista

La Armada fija para el sábado la llegada de la unidad a Ferrol

El helicóptero «Toro» operando a bordo de la F-103
El helicóptero «Toro» operando a bordo de la F-103

Ferrol

La Armada ha fijado ya fecha para que la fragata Blas de Lezo (F-103) vuelva a amarrar en su base del Arsenal de Ferrol después de tres meses de despliegue con la fuerza naval de la OTAN SNMG-1. Será, si no se producen imprevistos en el guion oficial, este sábado cuando la unidad recale de nuevo en los muelles locales.

La navegación del buque con base en Ferrol ha estado marcada por el repunte del terrorismo islámico, hecho que se dejó notar con especial intensidad en estas últimas semanas. Así, tal y como informó el Estado Mayor de la Armada (EMAD) las patrullas realizadas en las proximidades de la costa de Siria se abordaron con un elevado alistamiento y extremando la vigilancia «para asegurar su capacidad de autodefensa ante las potenciales amenazas».

Su reciente estancia en Estambul, con el resto de las unidades con las que opera, también estuvo marcado por importantes medidas de seguridad «debido a los recientes atentados perpetrados por el Daesh».

La F-103 zarpó de Ferrol el pasado 27 de septiembre. Partició con la SNMG-1 en ejercicios en aguas escocesas y también en el Trident Juncture, la mayor maniobra de la OTAN desde la guerra fría. Luego ha tomado parte en la operación de la OTAN de lucha contra el terrorismo Active Endeavour en aguas del Mediterráneo con escalas en Edimburgo y Belfast (Reino Unido), Lisboa (Portugal), Cagliari (Italia) y Estambul (Turquía).

La Blas de Lezo se desplegó a zona de operaciones con 222 mujeres y hombres de dotación propia, a los que se unen los diecinueve efectivos de Unidad Aérea embarcada (UNAEMB) del helicóptero SH-60B y once del Equipo de Seguridad de Infantería de Marina (EOS).

El pasado jueves, tal y como se narra desde la unidad, además de las patrullas propias de la Active Endeavour «se han realizado trabajos intensos, sobre todo de limpieza y saneado del buque, con vistas ya a nuestra llegada a Ferrol, y el Toro -el helicóptero embarcado- ha vuelto a salir a volar haciendo, como siempre, un trabajo impecable de apoyo al buque en el cumplimiento de nuestra misión de lucha contra el terrorismo en el Mediterráneo».

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ferrol

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

La F-103 concluye una misión marcada por la alerta terrorista