Los cruceros dejan un impacto leve en la economía de Ferrol 

Comercio y hostelería destacan más el «escaparate» que abren los buques que su repercusión monetaria directa

Dos cruceristas tomándose una foto en Ferrol con el buque de fondo
Dos cruceristas tomándose una foto en Ferrol con el buque de fondo

Ferrol

El impacto económico de la llegada de cruceros a Ferrol es para el comercio y la hostelería, por el momento, escaso. Así se subraya desde el Centro Comercial Aberto Ferrol-A Magdalena (Acof) y la Asociación de Empresarios de Hostelería de Ferrol y Comarca, cuyos representantes coinciden en este diagnóstico. A pesar de la positiva evolución de la Autoridad Portuaria en este terreno en los últimos años -25 escalas en el 2014; 17 este año; y al menos 23 el próximo-, los réditos económicos inmediatos no son hasta ahora demasiado importantes.

El presidente de los comerciantes del centro, Cristóbal García Nores, admite que «si viene gente, algo deja», pero «obviamente, de eso no vivimos». A renglón seguido, no obstante, añade que «lo importante es que todo suma, y también el hecho de la promoción internacional que este tipo de turismo le da a la ciudad».

En verano, mejor

Establece además una diferencia entre los cruceros que recalan en verano y los que lo hacen en invierno. Resalta al respecto que «cambia mucho la cosa, porque los barcos de pasaje que llegan en invierno suelen traer viajeros más mayores y con menor poder adquisitivo, mientras que los de verano, sobre todo los alemanes, vienen con gente joven y grupos familiares que dejan algo más de dinero». En términos similares se expresa Luisa Barro, la gerente de la Asociación de Empresarios de Hostelería de Ferrol y Comarca.

No hay ningún estudio sobre el impacto económico de los cruceristas en este gremio, pero indica que cuando llega un buque de pasaje de porte mediano -con unas 3.000 personas- los locales ubicados en el muelle y en la zona centro -especialmente en el Cantón- pueden subir la facturación un 10 %. Subraya que «en muchos casos se trata de viajes en los que va todo incluido, y por lo tanto la gente suele comer a bordo, lo que se nota es en venta de cañas o cafés, por poner algunos ejemplos». «Otra cosa es cuando coincidieron dos barcos con 5.000 personas en total en el mismo día, eso sí es una inyección ya potente», apunta, pero se trata de un hecho aislado.

Al igual que el representante de los comerciantes, Barro considera que la llegada de cruceros provoca, eso sí, un «efecto escaparate» de la ciudad que redundará en positivo «a posteriori, ya que hay gente que tras visitar Ferrol en el crucero puede volver luego, más tiempo, y hacer más gasto». También espera que un mayor número de escalas (el Puerto se ha fijado la meta de lograr cuarenta al año a medio plazo) permita un incremento del impacto económico.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ferrol

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

Los cruceros dejan un impacto leve en la economía de Ferrol