Ferrol

El salón de plenos de Ferrol se abrirá el sábado para recibir a la nueva corporación municipal y elegir a su nuevo alcalde. Lo hará con una ceremonia «abierta», «tranquila» y «austera» según los partidos que, presumiblemente, conformarán el bipartito que gobernará la ciudad los próximos cuatro años. Esta vez, y a diferencia de hace cuatro años, no habrá autoridades invitadas. Entonces, asistieron al acto Feijoo, dos conselleiras, varios diputados y diversos cargos civiles locales. Cada concejal electo dispondrá de dos invitaciones para sus familiares. Y el resto del espacio lo podrá ocupar el público. Por razones de seguridad, habrá un límite de aforo. El alcalde en funciones, José Manuel Rey, lo sitúa en el aplicado por su gobierno este mandato: unas 70 personas. Sin embargo, su futuro relevo, Jorge Suárez, aspira a que el número de personas sea «o máximo posible» y dice que será la Policía Local quien lo fije, pero asegura que «non vai haber ningún tipo de restrición, volvemos á liña normal de participación que debera ser no Concello». En el 2011 contemplaron cómo Rey Varela levantaba el bastón de mando unas 125 personas dentro del salón. Y como en aquella ocasión, el salón de recepciones se habilitará para que otras 150 puedan seguir la ceremonia vía pantalla.

Los candidatos de los partidos que tendrán un sitio en el arco ferrolano, Jorge Suárez (FeC), Beatriz Sestayo (PSOE), Iván Rivas (BNG) y Ana Rodríguez Masafret (C?s), se sentaron ayer de nuevo con el regidor en funciones. Esta vez lo hicieron conjuntamente para pactar cómo se desarrollará la sesión: desde la hora, a las doce del mediodía, hasta la forma de votación, que será nominal, como en las últimas décadas.

Traspaso y socorrismo

«Nos pusimos de acuerdo enseguida», aseguró Rey Varela. También Suárez reconoció que el alcalde en funciones fue «cordial, correcto e aceptou todas as nosas peticións». Probablemente mañana, los regidores entrante y saliente volverán a sentarse para el traspaso de poderes. Ayer Suárez mantuvo una reunión sobre el tema más urgente, el socorrismo, con personas que prestaron el servicio otros años, y hoy hablará con personal municipal para intentar iniciar el proceso. «Se non nos queda outra que recurrir a externalizar o servizo a unha empresa semipública como Tragsa, procuraremos que garantan as mellores condicións laborais e que se poida alongar o servizo ata ao 15 de setembro», dijo. La organización de las fiestas quedará para después de la toma de posesión.

Por su parte, Beatriz Sestayo, no quiso desvelar si renunciará a su acta como diputada gallega una vez tome posesión como concejala. «As decisións políticas», argumentó, «sempre as tomei dentro do partido e comunicándoas sempre antes ao partido que aos medios de comunicación», defendió.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ferrol

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
8 votos

Ferrol prepara una investidura abierta y sin autoridades