El naval de Ferrol enviará personal a Cádiz a hacer la obra eólica de Fene

Los trabajadores de Navantia se movilizan para reclamar un encargo que palíe la subactividad antes del inicio de las F-110 y contra el desvío de faena a Puerto Real


ferrol / la voz

El desvío de parte del contrato de construcción de cinco plataformas semisumergibles para un parque eólico marino en Escocia, inicialmente previsto para Navantia Fene y que acabará compartiendo con la factoría de Puerto Real (Cádiz) incendió los ánimos en el naval de la ría, que ya había advertido del bienio negro de ocupación (2020-2021) que padecerá hasta que arranquen las F-110. Por ello, ayer los trabajadores de los dos astilleros de la ría ferrolana volvieron a salir a la calle para poner el acento en la necesidad de nuevos encargos y para reclamar que los componentes para el mencionado parque se hagan íntegramente en la antigua Astano.

De hecho, se da la paradoja que el desvío de una de las cinco plataformas del proyecto Kinkardine, promovido por la española Cobra -filial de ACS- implicará a su vez que tenga que desplazarse personal de una de las principales empresas que trabaja en el este mercado, Nervión, para participar en la fabricación de la pieza en el astillero puertorrealeño. Trabajadores de esa firma explicaron ayer que entre 30 y 40 compañeros serán destinados a la planta andaluza, lamentando que podría hacerse en Fene. «Es una decisión política, está clarísimo», criticaron, a la vez que vislumbran un panorama muy negro, con «un parón importante», a corto plazo.

El rechazo al desvío de parte de esa obra centró algunas de las intervenciones en la protesta de ayer. «Non queremos ser localistas», aseguró Javier Galán, presidente del comité de empresa de la antigua Bazán, quien advirtió, no obstante, que «non imos consentir que os traballadores da industria auxiliar de Ferrol, que terán dous anos de baleiro, non poidan ocuparse con esa plataforma en Navantia Fene».

El presidente del comité de empresa de la antigua Astano, Jorge Prieto, sostuvo también que «no hay ningún argumento ligado a ningún beneficio en la producción» que sostenga la decisión de que la planta gaditana asuma parte del encargo, realizado por Cobra, que promueve un parque en Escocia. Añadió que «únicamente obedece al ámbito político». 

Críticas al anterior Ejecutivo

Por otro lado, Galán responsabilizó al anterior Ejecutivo de Mariano Rajoy del retraso en la contratación de las fragatas F-110 y de la situación a la que se enfrenta ahora el naval de la ría. Aunque el programa de los dos buques para la Armada de Australia está en curso, a partir del verano descenderá la actividad y a partir del 2020 serán entregados. No está previsto que el corte de chapa de la primera F-110 se produzca antes de los inicios del 2022. Por ello, los sindicatos de la ría reclaman al Gobierno central que encargue un nuevo buque de aprovisionamiento en combate, que serviría para jubilar al Patiño, en activo desde hace dos décadas, y para generar ocupación en ese período anunciado.

Además, piden que se dé marcha atrás a la decisión de construir parte de las cimentaciones del parque Kincardine en la factoría andaluza.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ferrol

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
16 votos
Comentarios

El naval de Ferrol enviará personal a Cádiz a hacer la obra eólica de Fene