Los componentes de Navantia ya operan en parques marinos europeos

Beatriz García Couce
Beatriz Couce FERROL

FENE

ANGEL MANSO

El recinto Hywind en Escocia acaba de arrancar y Wikinger entra en su fase final

31 oct 2017 . Actualizado a las 05:00 h.

Iberdrola acaba de finalizar la instalación de los 70 aerogeneradores que componen el parque eólico marino de Wikinger, en el Mar Báltico alemán, proyecto con el que Navantia se adentró en este segmento de negocio. De igual modo, hace unos días entró en operación el recinto de Statoil en aguas escocesas, que generó para la antigua Astano el segundo contrato en el sector.

La eléctrica de origen vasco ha informado de que, una vez completada la instalación de todas las jackets -cimentaciones sobre las que se asientan los aerogeneradores en el mar-, «se entra en la fase final de desarrollo de esta infraestructura». El operador alemán del parque está realizando actualmente los trabajos finales de tendido de los cables y las últimas pruebas técnicas para transportar la electricidad desde los molinos hasta el consumidor final. 

El parque de Wikinger ha supuesto una inversión de 1.400 millones de euros y, con 350 megavatios de potencia, tendrá capacidad para abastecer de electricidad 350.000 hogares.