«Estaba al timón y lo primero que noté fue una sacudida tremenda»

a. cuba / e. abuín / E. Mouzo CEDEIRA / LA VOZ

CEDEIRA

CEDIDO

Salvamento dio ayer remolque a tres veleros que perdieron el timón por golpes de las orcas

15 sep 2020 . Actualizado a las 15:50 h.

En los 35 años que lleva en el mar el cedeirés Ángel Rodríguez Castelo, patrón de la lancha de salvamento de la Cruz Vermella do Mar Langosteira, jamás se había encontrado con algo así. La embarcación remolcó hasta el puerto de Cedeira, donde tiene la base, a dos veleros que se quedaron sin timón por los embates de varias orcas la madrugada del domingo al lunes. «Deixamos un amarrado [el francés Amadeus, que navegaba a siete millas al sudoeste de Cedeira cuando pidió auxilio, a las 00.12] e xa nos chamaron para saír polo outro [el Urki 1, de bandera española, localizado a cuatro millas al noroeste de la localidad]», explica.

«Os dous quedaran sen temón, e nos dous, cando lles demos remolque as orcas aproximáronse a nós, como intimidándonos ao ver que non tiñan por onde atacarnos ao non levar temón. Durante dez minutos as dúas máis grandes, que pasaban das tres toneladas, arrimábanse, e as pequeniñas ían a uns cinco metros. Tanto no primeiro coma no segundo, cando levabamos dúas millas xa nos soltaron», indica Ángel. Cuenta que al yate francés «déronlle a volta enteira, 360 graos, imaxina a forza que teñen».

Ya por la tarde, la Salvamar Betelgeuse tuvo que remolcar un velero británico, el Aliana, que se topó con las orcas a 8 millas al noroeste de Cedeira y, como los dos de madrugada, perdió el timón, además de sufrir una avería mecánica en el mismo.