Endesa incluye en un plan de apoyo una treintena de firmas gallegas, muchas de ellas de Ferrolterra

Beatriz García Couce
Beatriz Couce FERROL

AS PONTES

JOSE PARDO

La eléctrica ayudará a sus subcontratistas a mejorar la competitividad

27 abr 2021 . Actualizado a las 16:57 h.

Endesa ha puesto en marcha un plan integral de impulso a sus empresas proveedoras, en el que han incluido a una treintena de firmas de la comunidad, un número notable de las cuales pertenecen a la comarca ferrolana. Según la eléctrica, apoyará a sus subcontratistas para que «mejoren su competitividad económica, apuesten por la sostenibilidad ambiental de sus operaciones y refuercen su posición financiera». El objetivo de este plan de apoyo es la ampliación de sus posibilidades de resultar adjudicatarios en las licitaciones de  la compañía.

Entre las empresas de la comarca que participan voluntariamente en este plan se encuentran Huso 29, Electrorayma, Tecman, Intaf, Galictio, Massa Galicia, Eumecons, Acesán y Construcciones Canosa. Se trata de firmas que trabajan habitualmente para la compañía en sus principales áreas de negocio de España: generación, distribución, comercialización y Endesa X, que es la filial centrada en descarbonizar los usos de la energía en clientes domésticos, empresariales y administraciones públicas. En España, Endesa ha seleccionado a un grupo de 500 compañías, representan un 25 % del total. De las 33 compañías gallegas, 27 son de la provincia coruñesa, 5 de la de Pontevedra, y 1 de Lugo.

«Este plan de fortalecimiento busca que los proveedores acompañen a la empresa en dos grandes vectores estratégicos para los próximos años, como el ya iniciado proceso de transición energética desde el carbón hacia las fuentes de energía renovables. En las cuatro centrales de carbón que Endesa ya ha cerrado -o prevé cerrar- en la España peninsular (Andorra y Compostilla, por un lado, y As Pontes y Litoral, con cierres aún pendientes de autorización), la inversión estimada en su desmantelamiento y reconversión es de 4.500 millones», explica la eléctrica.

Debido a que el plan estratégico 2021-2023 contempla un incremento del 25 % en las inversiones, hasta alcanzar los 7.900 millones de euros, la compañía lanza este plan, con el que pretende incrementar la base de proveedores disponibles, apoyarles en la en la adopción de criterios de sostenibilidad ambiental en su gestión; fortalecer su posición financiera para que puedan optar a los paquetes de trabajo de mayor tamaño que se licitarán desde este año, así como diversificar las áreas de negocio en las que trabajan para Endesa. Es esto último de gran importancia en una comarca como la ferrolana, en la que la compañía cerrará la térmica pontesa y se volcará con las fuentes renovables.