El desempleo cae en la provincia de A Coruña pero afecta con más fuerza a las mujeres

Beatriz García Couce
Beatriz Couce FERROL

FERROL

PACO RODRÍGUEZ

El paro se redujo en un año un 13,6 %, con 7.500 demandantes menos

07 jun 2021 . Actualizado a las 01:14 h.

El mes de mayo dio un respiro al desempleo en Galicia, y las tres principales ciudades de la provincia no han sido una excepción. El paro bajó en la comunidad un 13,49 % con respecto al mismo mes del pasado año, el primero tras el confinamiento por la pandemia del coronavirus, aunque dos de las grandes comarcas de la provincia -A Coruña y Santiago- lograron superar ese ratio de descenso. En concreto, la capital gallega presentó una caída del 18,75 %, mientras que el municipio herculino registró una del 13,86 %.

Pese que en los últimos meses la comarca ferrolana -cuyo ámbito de influencia recoge también las del Eume y del Ortegal- se ha visto golpeada por varios reveses industriales, que han repercutido en la pérdida de empleo, su balance interanual también es bueno, aunque con una tasa menor, del 9 %.

En mayo del pasado ejercicio, el área de influencia de A Coruña contabilizaba 29.890 demandantes de un puesto de trabajo; 13.742 la de Ferrolterra, y 11.057 la de Santiago. En total, sumaban 54.689 personas que estaban buscando un empleo. Doce meses después, 7.487 lograron borrar sus nombres de los listados del antiguo Inem.

Pero el análisis de los datos publicados por la Consellería de Economía refleja que el descenso no fue repartido de forma igualitaria. Hace un año, 30.022 mujeres estaban anotadas al Servicio Público de Empleo, frente a 24.667 hombres. Las primeras representaban el 54 %. Doce meses después, de los 47.202 parados que hay en las tres comarcas más pobladas de la provincia, los hombres (20.292) representan el 42,9 %, mientras que las mujeres (26.910) escalan tres puntos porcentuales, hasta llegar al 57 %. Una crisis laboral más -desencadenada por las restricciones impuestas por la pandemia- las féminas se incorporan al mercado de trabajo con menor intensidad que los hombres.

En el desglose por sectores, en términos absolutos, los servicios fueron los que registraron un mayor descenso del paro, al pasar de 40.067 inscritos en los listados del antiguo Inem a 35.032, lo que implicó una reducción del 12,5 %. Una cifra similar de caída (de 12,8 %) experimentaron aquellos que integran el colectivo de los de sin empleo anterior, que suman 3.895 frente a los 4.468 de hace un año. 

El tirón de la construcción

La construcción fue la que se anotó la reducción porcentual más acusada (del 22 %), pasando de 4.430 a 3.418; en la industria se pasó de 4.832 a 3.996, con un descenso del 17,3 %, y en la agricultura y la pesca, de 892 a 861, con una caída del 3,47 %.

«Padecemos los efectos negativos de la transición energética y digital»

Beatriz Couce

El máximo responsable de la Federación de Industria de CC.OO. de Galicia, Víctor Ledo, valora positivamente el descenso del paro en la provincia, pero advierte de que está muy ligado al sector servicios e insiste en reclamar medidas para reactivar otras actividades. 

—El mes de mayo deja muy buenas cifras del desempleo, con respecto a hace un año. ¿Cómo será la progresión?

—Viene motivada fundamentalmente por el sector servicios, al aliviarse las medidas restrictivas impuestas por la pandemia y también con la reactivación de la hostelería. Es lo que hizo que más descendiera. Sin embargo, esas cifras podrían ser mucho mejores si se tomasen medidas para paliar una situación que en la industria puede volverse coyuntural, medidas que llevamos mucho tiempo pidiendo los sindicatos. Hay consecuencias a esa crisis que la provincia coruñesa está pagando especialmente.

Seguir leyendo