«La trajeron para casa del hospital con unas llagas por las que se le ve el hueso»

FERROL

Miguel Castro presentó una reclamación ante el Sergas a raíz de que su madre estuviese ingresada

24 mar 2021 . Actualizado a las 09:25 h.

El vecino de Fene Miguel Castro presentó una reclamación ante el Sergas por la que considera mala atención que le prestaron a su madre, Encarnación Pérez Casteleiro, de 82 años, cuando estuvo ingresada en el hospital Marcide. Según explica, ingresó el 13 de enero por una fractura de cadera, la operaron al día siguiente y añade que cuando entró le hicieron las pruebas de covid-19 y dio negativo, pero seis días después estaba contagiada y ya no pudieron acompañarla. «Cuando llamábamos nos decían que la evolución era favorable, que tenían unas llagas pero que no nos preocupáramos, pero ella lloraba de dolor», apunta el hijo. «La trajeron para casa del hospital en una ambulancia, con unas llagas en las nalgas por las que se le veían los huesos. Llamé al centro de salud y les envié una foto y al momento ya estaba aquí una enfermera, que dijo que nunca había visto nada igual», apunta Miguel Castro, añadiendo que desde entonces le hacen curas a diario pero no mejora.

En el Área Sanitaria indican que no informan sobre casos particulares, pero que en el caso de las úlceras aplican todos los remedios posibles, pero algunas son de difícil curación.