La hostelería busca mano de obra contra reloj para la Semana Santa

El sector genera el 12 % del PIB de la ciudad de A Coruña, según los empresarios


Ferrol

Los hosteleros de la provincia buscan mano de obra contra reloj para la Semana Santa, el avance de la temporada veraniega. Las cifras revelan el peso de un sector muy ligado al turismo en las economías locales. Solo en la ciudad de A Coruña representa el 12 % del producto interior bruto (PIB), según la información que maneja la Asociación Provincial de Empresarios de Hostelería. «Generamos nueve mil puestos de trabajo directos, sin contar proveedores... Somos los que dinamizamos la ciudad», remarca Héctor Cañete, presidente del colectivo, con 1.200 socios, el 80 % en la ciudad herculina.

En la provincia existen más de 7.900 servicios de comida y bebida y 815 de alojamiento, de acuerdo con los últimos datos disponibles por parte del Instituto Galego de Estatística (IGE), del año 2017. «Y no consigues personal, aunque parezca increíble, con tanto paro, y con dos escuelas de hostelería en la asociación, y un plan especial de formación... No llenas los cursos gratuitos de la Xunta para desempleados», relata Cañete. Defiende las condiciones laborales -«mejores que en otros sectores»- y echa en falta profesionales -«el nivel ha subido y ya no vale el camarero que le derrama el café al cliente»-.

Pero la hostelería tiene que sortear más obstáculos. «Desestacionalizar el turismo es vital, llevamos un año de parálisis, sin congresos ni grandes eventos que den vida a la ciudad», alerta el presidente del colectivo provincial. Al Concello le reprocha que, «ni con este gobierno ni con los anteriores», les haya integrado en el Consorcio de Turismo, «una reclamación histórica».

«Una competencia feroz»

Cañete también advierte de las consecuencias de un sector «excesivamente regulado, por todas las administraciones, local, autonómica, estatal y europea». Esta situación origina costes difíciles de asumir, incide, «en un campo con una competencia feroz, sobreoferta y gastos muy elevados, que ponen en riesgo la supervivencia de muchos establecimientos». Constata que los índices de rotación son cada vez mayores, con locales que van pasando de mano en mano, como una salida temporal. «Parece fácil desde fuera, pero es realmente complejo. En A Coruña hay un bar por cada 102 habitantes, según un estudio de la Caixa. Algún extranjero te pregunta si aquí cada edificio tiene su propio bar».

«Si ofrecen buen salario y buen horario encuentran profesionales»

A.C.

Lara García y Julio Rodríguez estudian Cocina

Para Lara García Vidal (Sada, 33 años) y Julio Rodríguez Moscoso (A Coruña, 24 años), las dificultades del sector para contratar personal cualificado derivan de las malas condiciones laborales. «La gente formada no acepta lo que piden las empresas, que quieren profesionales, con años de experiencia e implicados en su trabajo, pero con condiciones nefastas. Si ofrecen buen salario y buen horario encuentran profesionales», sostiene Julio. Tanto él como su compañera cursan el ciclo superior de dirección de cocina del IES Fraga do Eume, en Pontedeume, después de haber completado el ciclo medio de esta especialidad, él en el CIFP Paseo das Pontes, en A Coruña, y ella en el instituto eumés.

Seguir leyendo

«Hay que trabajar cuando los demás se divierten, la gente prefiere otros sectores»

A.C.

María Luisa Barro es la gerente de la Asociación de Hosletería de ferrol

Cuando apenas faltan quince días para la Semana Santa, muchos hosteleros de Ferrol ignoran si dispondrán de personal suficiente para atender la demanda, que se dispara en la ciudad. «Los empresarios quieren empezar a coger gente, para tenerla después de mano cara al verano, pero no hay personal cualificado. En hostelería hay que trabajar cuando los demás se divierten y la gente prefiere irse a otros sectores», señala María Luisa Barro, gerente de la Asociación de Empresarios de Hostalería de Ferrol e Comarcas, con cerca de 500 socios.

 

-¿Qué hay detrás de esta situación, un exceso de trabajo y mal pagado?

Seguir leyendo

«Los pisos turísticos son una plaga, puede haber unas cuatro mil camas en Santiago»

A.C.

Sara Santos preside el colectivo de hosteleros de Santiago

«Te vuelves loca para encontrar un buen camarero, un buen jefe de sala o un buen cocinero. Faltan profesionales, sobre todo en la restauración», explica Sara Santos, presidenta de la Asociación de Empresarios de Hostelería de Santiago, que aglutina a unos 600 negocios. El colectivo organiza diversos cursos a lo largo del año, «de todo tipo, baristas, sala, cocina... Pero la gente no va o van tres, no hay interés», concluye.

 

-¿Qué otros problemas tiene el sector?

-El problema grande que tenemos es la estacionalización del turismo. Llega noviembre y sabes que hasta Semana Santa vienen unos meses terribles. La ciudad está muy abandonada, desde la asociación intentamos hacer cosas para mover esos meses malos, pero todo es una dejadez por parte del Ayuntamiento. La gente viene, ve la catedral y si no la cuidas, se va. La estancia media en los hoteles es de noche y media. Hay un potencial enorme, mucho que ver y que hacer, pero no se publicita, tenemos que informar nosotros a los huéspedes [ella regenta el hotel Rúa Villar y la pensión Rúa Nova]. Nos benefician los congresos, hay años buenísimos, como mucha actividad.

Seguir leyendo

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ferrol

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
7 votos
Comentarios

La hostelería busca mano de obra contra reloj para la Semana Santa