La SEPI reserva los primeros fondos para la reforma de Navantia Ferrol

La firma quiere iniciar el proyecto de Astillero 4.0 con un gran taller de fabricación


Ferrol

Los presupuestos de la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI) contemplan la primera partida para una de las grandes actuaciones de la transformación de la factoría ferrolana de Navantia para adecuarse al modelo de Astillero 4.0. Así, ha reservado 24 millones de euros para la construcción de un taller que estará ubicado en la misma zona en donde está proyectada la construcción del dique seco y cubierto, es decir, el área más próxima a la ensenada de Caranza.

El accionista único de Navantia también reserva otros 22,5 millones para este mismo proyecto para el año 2020, aunque su dotación global requerirá de una inversión aún mayor, cercana a los cien millones de euros, por cuanto está configurado como el verdadero corazón de la fabricación tras la reforma.

Será un taller de medio kilómetro de largo y cien metros de ancho, con dos líneas de montaje. Debido a sus dimensiones -no existe actualmente otro de características similares en el astillero- posibilitará que se fabriquen módulos más grandes y que pasen al montaje en el dique con un mayor nivel de acabado, con lo que la factoría ahorrará plazos y, consecuentemente, podrá reducir costes.

Con estos primeros fondos, la SEPI garantizaría la construcción del taller, pero posteriormente habría que dotarlo de las últimas innovaciones tecnológicas y de las máquinas más automatizadas.

Pese a la reserva de fondos, Navantia tampoco ha tomado aún la decisión en su consejo de materializar esta inversión, aunque está previsto que se aborde en las próximas semanas. No obstante, en todos los actos públicos en los que participó en Ferrol la presidenta de Navantia, Susana de Sarriá, desde su nombramiento, el pasado julio, apeló a que la adecuación de la planta local al Astillero 4.0 sería una realidad e incluso llegó a afirmar que empezaría este mismo año. 

El dique, aún sin partida

Si bien todas las instalaciones son necesarias para llevar a buen puerto el proyecto de reforma de la antigua Bazán, que también implica la construcción de tres nuevos muelles de diferente tamaño, la actuación principal sobre la que descansa el cambio de modelo es el de ejecución de un dique cubierto. Por el momento, sin embargo, no hay fondos consignados para tal fin en el borrador de los Presupuestos Generales del Estado para el presente año.

La intención que manejan los responsables de la empresa pública es la de que las nuevas infraestructuras entren en servicio paralelamente a la ejecución de las fragatas F-110, aunque se descarta ya que estén listas para el arranque de la primera unidad de la serie. Con respecto a este programa se pronunció la subdelegada del Gobierno en Galicia, Pilar López-Riobóo, quien cifró en 41 millones de euros el montante que se reserva en el borrador de las cuentas estatales, una cantidad que subirá hasta alcanzar los 836 millones en 2026.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ferrol

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

La SEPI reserva los primeros fondos para la reforma de Navantia Ferrol