La oposición acusa al alcalde de dejar una herencia «envenenada» a la nueva corporación


El decreto del alcalde publicado en el BOP aprobando las liquidaciones de Emafesa desde enero del 2015 a marzo del 2017 y fijando el inicio del cobro de la tasa el 1 de junio del 2019, tras las elecciones, ha levantado duras críticas del PP, el Partido Socialista y el BNG. La portavoz popular, Martina Aneiros, denunció la «hipocresía» de Suárez con respecto al cobro con carácter retroactivo de la tasa, señalando que el anuncio del BOP «pone fin a la gran mentira y a la farsa que montó afirmando que había un fraude porque no existía depuración y que no se podía cobrar y suspendió la tasa, que desde el PP siempre consideramos legal y el juzgado nos dio la razón». Aneiros acusó al alcalde de actuar con «nocturnidad» y de dejar «una herencia envenenada» a la siguiente corporación.

La socialista Beatriz Sestayo dijo que resulta «inconcebible que Suárez blanquee todos los fraudes de los que él acusó a Emafesa», criticó el incumplimiento de los acuerdos que permitieron aprobar el presupuesto -figuraba una nueva tasa- y apostilló que «en lo único que se ha empeñado es en blindar los intereses privados de Emafesa, reconocidos como abusivos por los técnicos municipales y por él mismo».

Iván Rivas, del BNG, censuró el proceder del gobierno por «claudicar» ante el PP al pretender que los vecinos paguen los 5,5 millones que reclama Emafesa y de «facelo ás agachadas e postergando o seu cobro até pasadas as eleccións. A su modo de ver, esa aprobación demuestra que el objetivo exclusivo del gobierno «é incrementar os ingresos da parte privada de Emafesa».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
10 votos
Comentarios

La oposición acusa al alcalde de dejar una herencia «envenenada» a la nueva corporación