Los mayores de Afal ordenan sus recuerdos en pizarras electrónicas

Cuentan con dos que les ha donado La Caixa y que utilizan a diario para ejercitar la mente y socializarse


Ferrol

Los mayores y usuarios de Afal cuentan desde hace pocos días con dos pizarras electrónicas, pero ya son casi imprescindibles en su día a día. Las usan para sesiones terapéuticas como las denominadas orientación a la realidad, en las que se hace un repaso de las actividades más cotidianas. Y también para dejar que cada cabeza se relaje con películas o documentales: «Nos sirven para socializarlos, porque ellos en sus casas ven a sus nietos y familiares con aparatos similares y después comentan que también los conocen, aunque les llaman ordenadores grandes», cuenta Noelia Ríos, que es la coordinadora de los centros de Afal.

En total son 40 las personas que cada día trabaja con estos aparatos y para los terapeutas la gran ayuda porque apenas tienen que lidiar con distracciones: «Con las pantallas están completamente atentos, es una forma de fijar la atención y a la vez se reducen problemas de alteraciones», apunta la responsable, que asegura que menciona que las películas de Lina Morgan suelen ser la sesiones más relajadas.

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Ferrol

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Los mayores de Afal ordenan sus recuerdos en pizarras electrónicas