Última hora
El Congreso rechaza la ley del PSOE contra el proxenetismo

Los restos de los cuatro ponteses asesinados hace setenta años fueron inhumados ayer en As Campeiras

La Voz

FERROL

29 mar 2008 . Actualizado a las 02:00 h.

El matrimonio Manuel Ramos Fernández y Juana Ferreiro, y dos de sus hijos, Manuel de 28 años y José de 18, asesinados el 22 de agosto de 1936, semanas después del estallido de la Guerra Civil española, fueron inhumados ayer en el cementerio de As Campeiras, en As Pontes.

Hace setenta años, los restos del que fuera teniente de alcalde de As Pontes entre 1931 y 1936 y de su familia, fueron enterrados en una fosa común sin nombres ni lápidas identificativas. A iniciativa de la Asociación por la Recuperación de la Memoria Histórica, los cadáveres fueron exhumados en agosto del 2006.

Desde ese momento, los restos permanecieron en la Universidad del País Vasco, donde se emitió el certificado de autenticidad de los cadáveres.

Manuel Ramos y familia fueron enterrados ayer en el panteón familiar en presencia de los más allegados y los dirigentes de la asociación.