Richard Yu: «Los móviles del futuro serán nuestros asistentes personales»

Es el consejero delegado o CEO del tercer -casi segundo- fabricante de «smartphones» del mundo, el hombre en quien Huawei ha depositado la responsabilidad de la presentación de sus productos a nivel mundial. Lo visitamos en el cuartel general de su compañía en Shenzhen (China), desde donde nos habla del futuro de los móviles y de la Inteligencia Artificial.

.

Richard Yu presentó esta semana en Múnich a nivel mundial el nuevo Huawei Mate 10, el móvil estrella de la compañía.

-¿Por qué Huawei decidió apostar por la incorporación de la Inteligencia Artificial en los teléfonos móviles?

-La razón es que los teléfonos todavía no son tan inteligentes como nos gustaría y en Huawei queremos que nuestro nuevo smartphone sea un teléfono inteligente de cara al futuro, por eso decidimos introducir la Inteligencia Artificial. Se trata de conseguir que la comunicación entre el teléfono y las personas sea más completa. Creo que en el futuro podremos hablar con el teléfono porque conseguiremos que la cámara sea como nuestros ojos, el micrófono como nuestras orejas y el altavoz como la boca de las personas. Solo de esta manera conseguiremos que la comunicación sea más natural y más inteligente para que nos ayude en diferentes aspectos cotidianos. Creemos que los smartphones del futuro van a ser nuestros asistentes personales, como robots sin brazos ni piernas. Será un asistente personal que nos ayudará en el trabajo, en la vida cotidiana y que tendrá capacidad de aprendizaje. Este tipo de teléfono móvil todavía no existe en el mercado, por lo tanto instalamos estos procesadores de Inteligencia Artificial a los teléfonos para aumentar su propia capacidad.

-Para dar ese salto en las prestaciones de los teléfonos móviles, ¿cuánto tiempo de investigación hay detrás de un avance como este?

-Aproximadamente hemos dedicado 5 años en el desarrollo y en la investigación para poder aplicar la Inteligencia Artificial en los teléfonos móviles, ya que los procesadores que existían hasta ahora, los GPU y CPU, no pueden cumplir la demanda de cálculos o de algoritmos de alto nivel de aprendizaje automático y profundo. Ha sido necesario desarrollar un nuevo procesador revolucionario que es 25 veces más potente y 50 veces más eficiente que un CPU. Huawei es la primera empresa en el mundo en fabricar estos procesadores de Inteligencia Artificial, que no solo se instalarán en los teléfonos, sino en todos los dispositivos móviles en el futuro.

-La investigación ha llevado a Huawei a convertirse en la marca china más avanzada y con mejor imagen de marca en el extranjero. ¿Qué es lo que todavía falta por hacer?

-Huawei tiene por delante varios desafíos. El primero es el de seguir innovando, para eso Huawei va a invertir más en I + D. Huawei ya tiene muchas ventajas en muchos aspectos y ahora el objetivo es seguir manteniéndolas para ofrecer productos más competitivos que le distingan de otros competidores. Además, es necesario que perfeccionemos el sistema de venta al por menor y los servicios post venta. Por último y muy importante, hay que construir la marca Huawei. Ahora es una marca que se ha dado a conocer por el boca a boca, cuando una persona prueba un producto de Huawei y le gusta, se lo recomienda a sus amigos. Pero Huawei todavía no ha construido una marca tan sonora como otras. Ahora tenemos un indicador para evaluar el nivel de aceptación de los consumidores que es la Nota de Promoción por Redes para mejorar la promoción y que la marca sea más conocida. Hay mucha gente que rechaza la marca Huawei porque no la conoce, por eso es importante el márketing.

-A menudo se considera que las marcas chinas ofrecen buenos productos con precios baratos. ¿Cuál es la estrategia de Huawei para que el cliente les reconozca como un producto de gama alta por el que pagar lo mismo que por un Samsung o un iPhone?

-El precio más bajo ha supuesto para Huawei una ventaja competitiva, ya que un consumidor puede comprar un Huawei por un precio más bajo del que pagaría por un Samsung o un producto de Apple. Si Huawei quiere entrar en esa cuota de teléfonos de alta gama necesita ofrecer mejores diseños, mejores prestaciones y ofrecer mejores experiencias a los usuarios. Por ejemplo, Huawei tiene muy buenas cámaras y la duración de la batería es más larga que la de otras marcas. En España hemos lanzado varias gamas de Mate 8, Mate 9 o Mate 10 y a este último le dura la batería más de un día. Además, la recarga es más rápida, si por ejemplo se nos olvida cargar el móvil por la noche podemos cargarlo rápidamente en media hora durante el trayecto al trabajo. Además, Huawei ha perfeccionado el sistema de Android para que sus aplicaciones funcionen más deprisa.

Por otro lado, Huawei siempre garantiza la calidad de la tecnología tanto del interior como del exterior de los teléfonos. Las pantallas son cada vez más grandes, con bordes más estrechos, y si cogemos uno de nuestros móviles la sensación es de mayor comodidad. En el interior del móvil, los procesadores son muy potentes. Día a día, los consumidores de clase media alta que usen Huawei sabrán que es una marca de confianza y no querrán comprar otras marcas. Además, seguiremos fabricando móviles de buena calidad también para los consumidores con ingresos muy bajos, no vamos a descuidar la calidad.

-¿Cuáles son las características que usted destacaría del Mate 10?

-Hay muchos avances en este nuevo modelo, por ejemplo, la pantalla es más grande y es más dura porque usa la tecnología de IPX3, que es resistente al agua y a la vez en el borde lleva incorporado el reconocimiento dactilar. Además, la duración de su batería es un 30% mayor que la del modelo anterior. Aparte de eso, el Mate 10 es el primer móvil que aplica el sistema Android 8.0. En resumen, es un teléfono más inteligente, más integrado, más completo, mejor conectado y con muchas prestaciones sorprendentes como las cámaras. Es un producto que a los consumidores les va a encantar.

Un tímido compulsivo muy activo en las redes

La historia de Richard Yu o Yu Chengdong, como se diría su nombre en chino, podría ser la típica fábula infantil de chico procedente de una de las provincias más pobres de China, Anhui, que se convierte en uno de los ejecutivos de más renombre. Un tipo de cuento de hadas que se repite en el gigante asiático al calor de las más de tres décadas de meteórico desarrollo económico.

Cursó un máster en la prestigiosa Universidad de Tsinghua de Pekín, el equivalente al Massachussets Institute of Technology (MIT) en su país. Desde entonces, se ha movido entre redes de telefonía, en diferentes firmas, hasta ser consejero delegado de la división de consumo de Huawei, el tercer mayor fabricante mundial de móviles. Es uno de los cuatro CEO de la empresa, los otros tres siguen un innovador sistema rotatorio en el que se traspasan la responsabilidad de las operaciones diarias de la compañía.

Obsesionado por que su marca refuerce su imagen y se asocie a productos de calidad, Yu ha desarrollado una campaña que consiste en una frenética actividad en redes sociales. Siempre modesto a la hora de compararse con sus competidores, bajo una apariencia de tímido compulsivo sabe medir sus palabras para detallar las características más impresionantes de cada nuevo producto que presenta su compañía. Un gigante tecnológico que cuenta con más de 180.000 empleados en todo el mundo y que ha situado su cuartel general en el Silicon Valley chino, la ciudad costera de Shenzhen.

Votación
0 votos
Tags
Comentarios

Richard Yu: «Los móviles del futuro serán nuestros asistentes personales»