Mensajería para conectar a las empresas

WhatsApp prueba una aplicación para que pequeñas y grandes compañías se comuniquen e interaccionen de forma «oficial» con sus clientes. Es parte de la estrategia del popular servicio propiedad de Facebook para lograr nuevas vías de ingresos.

.

Redacción

L a era de la movilidad ha provocado un terremoto en las comunicaciones y ha convertido al correo electrónico en una herramienta secundaria. En un mundo que se comunica en tiempo real la reina es la mensajería instantánea. Y no solo para el intercambio de información entre particulares. Hay pequeñas empresas que organizan su día a día a través de WhatsApp. Y compañías grandes que también agilizan la comunicación interna y envían notificaciones a través de este popular servicio gratuito, pero de manera oficiosa.

La gran referencia china en el sector de la mensajería, WeChat, juega fuerte en este terreno. Con cuentas corporativas que permiten pedir taxis, pagar facturas, enviar dinero o comprar y vender casi de todo, lleva tiempo transitando por un camino que ahora ha empezado a recorrer WhatsApp.

La noticia saltaba a los medios en septiembre, la compañía que compró Facebook por 21.800 millones de dólares en 2016 lanzaba una aplicación en pruebas llamada WhatsApp Business para los dispositivos con sistema operativo Android. Una de las empresas que participa en el programa piloto es la aerolínea KLM, que publicó un vídeo en Youtube explicando parte de las prestaciones del servicio.

La compañía holandesa tiene una cuenta empresarial verificada (la marca es una insignia de color verde) y puede comunicarse directamente con sus clientes a través de un chat para confirmarles horarios de vuelos o incidencias en tiempo real. WhatsApp diferencia el servicio entre grandes empresas (con una cartera de clientes global) y pequeñas empresas, que buscan una comunicación directa con gente a la que conocen de manera personal.

Sobre estas dos patas evolucionará un servicio que permite, por ahora, configurar respuestas automáticas a clientes, que, por ejemplo, envía un mensaje fuera de horario comercial. También ofrece soporte para tableta y estadísticas de uso y permite incluir en el perfil datos de contacto e información útil sobre la empresa.

Una de las opciones más interesantes es la posibilidad de utilizar el servicio desde varios dispositivos a la vez. Para pequeñas empresas, WhatsApp plantea cuatro escenarios, según la información publicada en varios medios especializados como Xataca. El primero, «un teléfono y una app», está pensado para trasladar una cuenta personal a profesional. El segundo, «un teléfono y dos apps», permite (por ejemplo a un autónomo) usar dos cuentas desde el mismo móvil. En una tendría su WhatsApp personal, en la otra la profesional. El tercero permite usar el servicio desde un móvil, pero con un número fijo. Y el cuarto es de sentido común: dos teléfonos y dos cuentas separadas, una personal y otra profesional.

Esta apuesta puede suponer el fin definitivo de los venerables SMS, ahora muy poco utilizados y casi siempre enviados por empresas. Y también supone un cambio de horizonte en la mensajería. En el caso de la compañía adquirida por Facebook, desde hace mucho tiempo se especula con una pregunta, ¿cómo va a conseguir ingresos de sus mil millones de usuarios? Las respuestas (también especulativas) casi siempre se enfocaban por la publicidad, pero estas pruebas apuntan a otro escenario complementario. Y hacia otro nicho de negocio, el de la comunicación interna. Con la combinación de un servicio móvil evolucionado y de la versión de escritorio ?WhatsApp Web? la compañía da un primer paso para rivalizar con los nuevos reyes del trabajo colaborativo y la productividad. Plataformas como Slack o Trello (son diferentes entre sí y pueden utilizarse de forma complementaria) han hecho la vida mucha más fácil a empresas que necesitan asignar tareas de forma rápida y sencilla, que trabajan de forma descentralizada y que precisan mantener un flujo de comunicación en tiempo real menos farragoso que el correo.

¿Cuánto costará WhatsApp Business? Pues de momento parece que será gratis para pequeños y medianos negocios. Pero en los planes de futuro de la compañía está cobrar. ´Según declaró uno de sus directivos al Wall Street Journal, aún no tienen claro cuánto y cómo. ¿El cuándo? Cuando se hayan vuelto imprescindibles.

Una alternativa «made in Spain»

Hay alternativas a WhatsApp Business ya en el mercado. Una de ellas es Corporate Messenger (www.aggity.com), un servicio desarrollado en España que permite a los empleados de una empresa comunicarse entre sí, con los clientes y con sus proveedores.

Referencia en trabajo colaborativo

Slack es el rey de las herramientas de comunicación en equipo y trabajo colaborativo. A diferencia de muchos de sus competidores, integra servicios de terceros (como Google Drive o Dropbox), y desarrollos hechos por la comunidad. Microsoft quiere destronarlo con su proyecto Teams.

Sencillez para trabajar en equipo

Trello es una herramienta de gestión de proyectos pensada para trabajar en equipo. Tiene muchas prestaciones, pero tal vez el uso más popular sea el de organizar proyectos y asignar tareas a diferentes personas. Es gratuito. Y compatible con Slack.

Votación
0 votos
Tags
Comentarios

Mensajería para conectar a las empresas