­Sobremesa o portátil, la elección más difícil

Escogieron la misma semana para lanzar sus respectivos envites. La compañía fundada por Gates desenfundó un innovador híbrido de sobremesa y tableta; los de la manzana, sobrios y discretos, un MacBook Pro mejorado con una barra táctil como única y transgresora novedad.


Redacción / La Voz

Surface Studio

No, no es un iMac. No solo lo parece, sino que incluso los más entusiastas de Apple han empezado a replantearse ya la fecha de caducidad de su fidelidad a la marca de la manzana mordida. Microsoft lleva años pisándole los talones a su enemigo íntimo, a rebufo, en segunda posición, a pesar de que no son pocas las voces que defienden que hace tiempo que los de Cupertino viven de rentas. Que sus productos están sobrevalorados. Que es su prestigio y no sus dispositivos los que suman ceros a sus balances anuales y que la tecnológica fundada por Steve Jobs, acomodada y estancada, ya no crea. No innova. Solo retoca, pule, mejora.

Es este pinchazo al que se han aferrado con entusiasmo los chicos de Redmond, liderados desde hace dos años por Satya Nadella. El cambio de CEO no solo resucitó el Microsoft de Gates ?sus acciones se dispararon un 68 % desde su llegada a la presidencia?, supuso también un renovador soplo de aire fresco para la factoría: el indio barajó las ideas, volvió a ponerlas sobre la mesa y, antes de comenzar la siguiente partida, estableció una importante norma por la que desde entonces empezaría a regirse la compañía, la novedad. Hace un mes, con las Navidades y el Black Friday ya en el horizonte, organizó toda una fiesta en Nueva York para exhibir su renovado muestrario. Dos cosas quedaron claras en ella: que Microsoft ha tirado la toalla con los móviles y que el «todo en uno» se ha convertido en su principal objetivo. Máxima prioritaria y marca de la casa.

Algo más que un PC

Y, así, cuando parecía que ya todo estaba inventado, van los de Redmond y desenfundan una versión de sobremesa de su tableta híbrida. «Es algo más que un simple PC», avisó el vicepresidente de Microsoft a cargo de los dispositivos Surface, Panos Panay. A su lado, un atractivo híbrido, que no es tableta ni es ordenador, que es las dos cosas al mismo tiempo, y que, desde fuera, se parece mucho al dispositivo de escritorio de Apple. El Surface Studio es una potente herramienta especializada, enfocada especialmente a profesionales del diseño y la animación. Cuenta con una pantalla LCD táctil de 28 pulgadas con la mejor resolución del mercado (4.500 x 3.000 píxeles) que se inclina hasta un ángulo de 20 grados para facilitar tareas como el dibujo. El dispositivo puede ser manejado así tanto con los dedos como desde el ratón o el teclado. Su precio asciende a 2.749 euros y saldrá a la venta el mes que viene.

MacBook Pro con Touch Bar

El resquemor empezó a hacerse patente ya a finales del verano, cuando la propia compañía confirmó las sospechas de que el nuevo iPhone de nuevo tendría poco y de mejorado, mucho. La séptima generación del smartphone de Apple resultó ser una versión más rápida, resuelta y potente del modelo inmediatamente anterior, el 6S. ¿Se estaba durmiendo el gigante tecnológico en los laureles? ¿Por qué ya no era capaz de sorprendernos? ¿Se le habían agotado las ideas?

Convocó una nueva cita para el 27 de octubre en su campus de Cupertino y los más confiados cruzaron los dedos. Pero el equipo de Tim Cook, lejos de impresionar, se reafirmó en su nueva línea de negocio: el perfeccionamiento de sus excelentes dispositivos. Corroboró con la puesta a punto más esperada, la del MacBook, que la revolución es cosa de otros tiempos ?pasados o, quién sabe, futuros, pero no presentes?. Revisó e incluso renovó su icónico portátil, pero en el catálogo de los californianos sigue sin haber ni rastro de aparatos nuevos que puedan competir con el espectacular lanzamiento de Microsoft.

Mientras la mayoría se queja del inmovilismo de la firma, unos pocos han identificado en el portátil de Apple, concretamente en su nueva y anhelada TouchBar, síntomas de una discreta innovación. La barra táctil, ubicada en la parte superior del teclado ?donde antes se encontraban las teclas de función?, utiliza la versión modificada del watchOS (la de los relojes inteligentes), que a su vez es una versión alterada de su sistema operativo móvil. ¿Qué significa esto? Un importante primer paso hacia la fusión de iOS con macOS.

Para los que estén más perdidos, este panel digital ofrece al usuario posibilidades varias en función del programa que esté utilizando: opciones para previsualizar fotos y vídeos, acceso a las herramientas de edición, a los controles de los reproductores musicales y hasta un sistema de reconocimiento de huella digital. La idea es, básicamente, considerar esta parte del teclado una extensión de la pantalla. La nueva familia de ordenadores ya está en el mercado. Y los problemas no han tardado en llegar: los usuarios que cuentan ya con un iPhone 7 han descubierto un pequeño detalle que a Apple se le olvidó mencionar: el teléfono y la versión Pro del portátil no son compatibles. Para conectarlos es necesario un adaptador o un nuevo cable, cuyo precio asciende a 40 euros.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

­Sobremesa o portátil, la elección más difícil