Estos son los modelos más deportivos de Skoda

Por Juan Torrón

EXTRAVOZ ON

-

La marca Skoda siempre apostó por el mundo del deporte del motor. Su participación en numerosos campeonatos, tanto mundiales como nacionales, ha permitido a la marca checa desarrollar toda una tecnología deportiva, que desde el año 2000 ya llega a los coches de serie bajo las siglas RS.

11 dic 2022 . Actualizado a las 05:00 h.

L as letras RS en Skoda siempre han sido sinónimo de Rally Sport y por tanto reservadas a coches de alto rendimiento. Esta denominación se añadió por primera vez en el año 1974. Y es que era así como la marca checa les llamaba a sus prototipos de rali, empezando por el 180 RS y el 200 RS. En el año 1975 el fabricante presentó el legendario 130 RS, que gracias a sus numerosos éxitos ya ocupa un espacio propio dentro de la historia de la empresa. Diseñado para la competición, este modelo, basado en el Skoda 110 R que en esos momentos estaba a la venta, logró presentarse en las carreras con un reducido peso de tan solo 720 kilogramos gracias a la utilización, en aquellos momentos, de piezas realizadas en aluminio, como el techo y el revestimiento exterior de las puertas, así como plásticos de fibra de vidrio en las aletas y el capó delantero. Este coche tenía tracción trasera y estaba equipado con un motor de 1.3 litros capaz de desarrollar 140 caballos de potencia. Fueron tales sus éxitos en las carreras que pronto se le empezó a conocer como el Porsche del Este. Y es que en 1977 acabó primero y segundo en su categoría dentro del mítico Rallye de Montecarlo, ganando también ese año el Rallye Acrópolis. Pero no solo triunfaba en las sinuosas curvas de los rallyes, ya que en 1981 se proclamó Campeón de Europa de Turismos, una modalidad que se disputaba en circuitos.

Con estas siglas RS y amparadas por los grandes resultados, la marca decidió trasladar toda la tecnología desarrollada en las carreras a los coches de serie y ponerles desde el año 2000 el apellido RS que tanto se identificaba ya con Skoda.

La actual cartera de productos incluye estos acabados en modelos populares como el superventas Octavia, Octavia iV con propulsión híbrida enchufable, así como el recreacional Kodiaq, y también en el Enyaq Coupé iV, que, a pesar de ser cien por cien eléctrico, también merece este apellido, ya que es el modelo más potente de la gama RS, con 299 caballos.

El fabricante integrado en el grupo Volkswagen ya anuncia que en breve aumentará esta gama con la incorporación de un nuevo modelo.