2022, el año de los coches SUV

EXTRAVOZ ON

-

Más de la mitad de los coches que se vendieron este año, hasta el mes de noviembre, corresponden a la tipología SUV, los crossover herederos de los antiguos todoterreno, que son los preferidos de los consumidores españoles, ya sean entre los coches de tamaño pequeño o los compactos.

02 ene 2023 . Actualizado a las 11:32 h.

El auge de este tipo de siluetas, más altas y voluminosas, se ha acentuado en los últimos años hasta alcanzar en este una cuota del 57,7% del total del mercado de turismos, es decir, más de uno de cada dos coches nuevos vendidos en España es un SUV.

Son unas cifras que suponen un cambio radical en el gusto de los consumidores españoles, sobre todo si las comparamos con las de nueve años atrás, en el 2013, cuando solo un 13,1 % de las ventas correspondían a vehículos de esta tipología y los monovolúmenes, los grandes perjudicados por el auge SUV, representaban entonces el 11,5 % de las ventas, mientras que ahora son residuales, con solo un 1,2 % de las ventas del mercado.

El auge de los SUV comenzó con un modelo, el Nissan Qashqai, que durante muchos años fue el abanderado de este tipo de vehículos, derivados de los antiguos todoterrenos puros, que se fueron adaptando a la conducción por asfalto. El Qashqai fue en el 2013 el cuarto modelo más vendido en el mercado español, un espejismo en un mundo dominado entonces por las berlinas y los monovolúmenes. Este año, en cambio, seis de los modelos más vendidos en el mercado español son SUV.

LAS RAZONES DE SU ÉXITO

El auge de los SUV, que trasciende el ámbito español y se extiende por Europa y el resto del mundo, se debe sobre todo a razones estéticas y de comodidad. En un mercado de berlinas convencionales, sosas y muy parecidas unas a otras, los SUV impusieron sus siluetas con más fuerza, que automáticamente se tradujo en una sensación de estatus para el que los llevaba. Al mismo tiempo, su superior altura brinda una posición más elevada a sus pasajeros, que se traduce en una situación más cómoda a la hora de divisar el paisaje y la carretera, o las calles por las que circulamos.

Los primeros SUV, desde el Nissan Qashqai, irrumpieron en el tamaño compacto, alrededor de los 4,5 metros de largo, pero en los últimos años asaltaron el segmento inferior de los pequeños de cuatro metros.

Comparativa histórica de matriculaciones de SUV en España*

2013 2022

SUV pequeño 5,2% 22,9%

SUV mediano 7,5% 29,7%

SUV grande 0,3% 4,0%

SUV premium 0,8% 1,1%

TOTAL 13,8% 57,7%

* Cuota sobre el mercado total de turismos

Una moda que no se extingue

Es difícil discernir si los SUV han llegado a su máxima expansión. En España, concretamente, este año han seguido creciendo hasta ese 57,7 % de las ventas y todas las marcas anuncian la llegada de nuevos modelos o la renovación de los actuales. Pero también hay síntomas de agotamiento y algunos fabricantes, como hace Peugeot con el 408, que probamos este mismo mes, ya presentan alternativas.

Además, la moderna movilidad eléctrica o enchufada requiere coches más ligeros y aerodinámicos, que favorezcan sus consumos para mejorar su autonomía, y en ese sentido los SUV son menos eficientes que las berlinas con su mismo tamaño.

También las nuevas plataformas eléctricas que se están estudiando en los diferentes grupos automovilísticos se materializarán sobre modelos que no tendrán una silueta puramente SUV, aunque mantengan algunas de sus características como la posición de conducción alta.

Los SUV han colonizado el segmento de los coches urbanos de cuatro metros y el de los compactos de cuatro metros y medio, donde seguirán reinando hasta que la electrificación dicte las nuevas tendencias de los vehículos de la próxima década.

LOS SUV MÁS VENDIDOS EN ESPAÑA EN 2022

Marca Unidades

1º Hyundai Tucson 20.425

2º Seat Arona 16.015

3º Volkswagen T-Roc 15.164

4º Toyota C-HR 15.141

5º Kia Sportage 14.000

6º Peugeot 2008 13.928

7º Volkswagen T-Cross 12.123

8º Renault Captur 11.873

9º Peugeot 3008 11.534

10º Toyota Yaris Cross 11.421

De enero a noviembre