Ibiza y Arona: dos utilitarios con aspiraciones

EXTRAVOZ ON

Seat afronta una actualización de sus dos modelos pequeños, de cuatro metros, el Ibiza y el Arona fabricados en Martorell, ahora con más equipamiento y detalles de diseño para contentar a una clientela cada vez más exigente.

17 ago 2021 . Actualizado a las 08:31 h.

Ahora el Ibiza, uno de los superventas de la marca desde 1984 con seis millones de unidades vendidas, ya lleva faros 100% LED y en la trasera el nombre del modelo va colocado en el centro con letras manuscritas, como el León.

 Pero los tiempos cambian y la competencia aprieta y por eso se ha dotado al urbano de Seat de un revolucionario interior que ha ganado en diseño y elegancia, además de mejorar su conectividad. La consola central es de material blando, lo que mejora su tacto, y en ella se ha situado una pantalla flotante más grande y elevada, que se puede manejar por voz. También es nuevo el volante multifunción tapizado en cuero, las salidas de aireación -ahora pintadas en el color de la carrocería- y la iluminación ambiental.

SEMIAUTÓNOMO

También se le ha dado otro nivel a los sistemas de asistencia a la conducción, que ahora cuentan con el práctico control de crucero adaptativo y predictivo, primer paso hacia la conducción autónoma. Además reconoce las señales de la carretera y es capaz de cambiar las luces largas y cortas automáticamente. Y por supuesto cuenta con asistente de salida de carril y detector de fatiga.