BMW X7 M50d: más que sumar, multiplica

El BMW X7 es el SUV más grande de la marca alemana. En esta versión M50d, con motor diésel de 400 caballos con cuatro turbos, es capaz de ofrecer un rendimiento dinámico que jamás esperarías en un coche que mide más de 5,15 metros y pesa más de dos toneladas y media.


E n el 2018 BMW dio un paso adelante en el desarrollo y crecimiento de su gama de coches SUV con el lanzamiento del X7. Llegaba como hermano mayor del que hasta entonces había sido su modelo más grande y buque insignia entre los SUV, el BMW X5.

Con la vista puesta principalmente en el mercado estadounidense, este modelo se fabrica en exclusiva para todo el mundo desde la planta de Spartanburg, en Carolina del Sur. Con unas dimensiones exteriores de 5,15 metros de largo, 2 metros de ancho y 1,8 de alto, cotas poco habituales en nuestro mercado, ha conseguido hacerse un hueco entre los que necesitan un coche con espacio y no tienen problemas con su tamaño.

Esta que hoy nos ocupa, el BMW X7 M50d, es la versión más rápida y prestacional de este modelo. Monta el motor diésel de seis cilindros en línea con cuatro turbos, un prodigio de la técnica que desarrolla 400 CV a 4.400 rpm y un par máximo de 760 Nm de 2.000 a 3.000 rpm. Sus prestaciones asustan en un coche de semejante envergadura, ya que es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 5,4 segundos y alcanzar 250 km/h de velocidad máxima. Al mismo tiempo declara unos consumos bastante ajustados de 8,9 litros cada 100 kilómetros.

Esta versión M50d destaca en el aspecto exterior por una serie de detalles diseñados para enfatizar los genes deportivos. Hablamos del paquete de carrocería firmado por M, con paragolpes delantero y trasero más voluminosos, unas llantas descomunales de 22 pulgadas que dejan a la vista las pinzas de freno pintadas en color azul, o una serie de detalles en color bronce dispuestos a lo largo de su mastodóntica carrocería que le otorgan el toque vanguardista.

Lo hemos probado durante unos días en configuración de seis plazas, dispuestas dos en la fila delantera, dos en la del medio y dos en la trasera. Esta última dispone de asientos modulares, que se pueden esconder o abrir de forma automática y eléctrica desde dos botones situados en el maletero, de forma que podemos contar con un maletero de 326 litros y seis plazas o solamente cuatro plazas y unos generosos 750 litros de maletero.

SUSPENSIÓN NEUMÁTICA

Sin duda es un coche que, en el plano dinámico, más allá de las excelentes prestaciones que le brinda su vigoroso motor, destaca por el confort de marcha. Gran parte de culpa la tiene la suspensión neumática, que forma parte del equipamiento de serie y hace que se comporte en carretera como una auténtica alfombra mágica capaz de enmascarar cualquier irregularidad del asfalto.

Dispone de muchas ayudas a la conducción, como el control de crucero activo con función de arranque y parada automático en caso de atascos, o un sistema que ayuda a mantenerse en el carril actuando sobre la dirección en caso necesario. También destacan las luces delanteras con tecnología láser capaces de iluminar con una nitidez absoluta hasta 600 metros por delante del coche. Todos estos elementos lo convierten en uno de los modelos más cómodos para realizar largos viajes en familia.

PESADO Y SIN EMBARGO ÁGIL

A pesar de este carácter, no renuncia a un dinamismo que sorprende, especialmente si tenemos en cuenta su tamaño y las más de 2,5 toneladas de peso que registra en báscula. Se mueve con bastante soltura en curvas cerradas, las toma sin apenas inclinación de la carrocería y en las carreteras gallegas solo tendrás que fijarte en el ancho de la carrocería, no siempre del todo compatible con nuestras corredoiras más estrechas.

El precio de 124.000 euros lo sitúa en el espectro de los coches más exclusivos del mercado, pero por ese dinero tendrás un automóvil que no tiene nada que envidiar a las grandes berlinas de representación. Un SUV mayúsculo que destaca por un dinamismo que hace honor a la marca que representa y a su lema, ya que, sí o sí, te gustará conducirlo.

Disponible en configuración de seis o siete plazas, la modularidad interior es uno de sus puntos fuertes

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

BMW X7 M50d: más que sumar, multiplica