Un AMG muy compacto

Mercedes propone que su Clase AMG A35 sea el modelo de acceso a la gama más deportiva de la marca alemana. Bajo sus siglas AMG se esconden más de trescientos caballos de potencia y una tracción integral.


E l Mercedes -AMG A 35, con sus 306 caballos, llega para competir directamente con el Audi S3 y el BMW M135i, entre otros modelos. Se trata de una motorización intermedia entre el A250 y el salvaje AMG A45.

Este modelo está basado en un motor de dos litros turbo que desarrolla 306 caballos de potencia y 400 Nm de par, además de estar dotado de serie de la tracción integral de Mercedes, conocida como 4Matic. Este es el mismo motor que monta el A 250 de 221 caballos con el cambio automático de doble embrague 7G-Speedshift; sin embargo, la incorporación de un turbocompresor de doble entrada, un intercooler y un sistema de escape con válvula de mariposa hacen posible el notable incremento de potencia.

Con un peso de 1.550 kg, el pequeño de los AMG para el cronómetro en 4,7 segundos en el 0 a 100, y está limitado electrónicamente a una velocidad máxima de 250 km/h.

Para poder diferenciarlo de un Mercedes Clase A convencional debemos fijarnos en su parrilla delantera, donde la firma alemana ha sustituido la celda de tipo diamantes del Clase A normal por una tipo panal de abeja, además de incorporar una doble lama horizontal con la insignia AMG en su lado izquierdo. En una visión lateral podríamos diferenciarlo de una unidad menos deportiva fijándonos en sus llantas de 18 pulgadas de serie o por el equipo de frenos desarrollado por AMG. Por último, en la zaga es donde más notamos las diferencias con respecto al resto de la gama: aquí se percibe mayor deportividad al dotarlo de un difusor deportivo con unas salidas dobles de escape situadas una a cada extremo, además de un pequeño alerón a modo de labio pintado en el color de la carrocería. En su interior, lo diferenciaremos por el diseño del volante, achatado por la parte baja y por los laterales, lo que hace muy agradable el tacto del mismo y se percibe más deportivo. El resto del habitáculo es igual al de la gama.

Mercedes ofrece en su catálogo de opciones un sinfín de configuraciones diferentes, sin embargo, nos ha gustado el AMG Dynamic Select, donde vamos a poder escoger entre diferentes modos de conducción regulando a su vez la dureza de las suspensiones. Sus mordientes frenos colaboran para detener su rápida aceleración y su suspensión actúa de forma muy eficaz en el paso por curva. El precio con el que este coche está a la venta es de 58.550 euros.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Un AMG muy compacto