Volkswagen: no solo eléctricos

Además de su ID.3 e ID.4 eléctricos, Volkswagen también apuesta por versiones híbridas deportivas como el Touareg R y las versiones más dinámicas del nuevo Golf 8.


El Touareg R es lo mejor de dos mundos: el eléctrico, gracias a su motorización híbrida enchufable que le permite circular con cero emisiones durante parte de sus trayectos, y, al mismo tiempo, el deportivo, que se encierra tras una potencia conjunta de sus dos motores, el V6 de gasolina de 340 caballos y el eléctrico de 136, que conjuntamente llegan a alcanzar los 462 caballos, con tracción total 4Motion. Es como llevar a la bella y la bestia en el mismo coche. Un modelo rápido en asfalto, con capacidades montañeras y además pensado para transportar remolques con ayuda para maniobras y asistente en viajes, para una conducción semiautónoma y segura.

Pero la otra gran novedad que se iba a presentar en el Salón de Ginebra era el ID.4, su segundo modelo de la nueva generación de eléctricos, tras el ID.3, y que en este caso tendrá la silueta de un compacto SUV, aunque suavizando sus formas, como requiere el futuro de estos coches. El ID.4 comenzará a producirse este mismo año y será un modelo global destinado a los mercados europeos, americanos y el chino. Su autonomía podría alcanzar un máximo de 500 kilómetros, según la batería que se elija, y se trata de un coche de tracción trasera, aunque también habrá versiones 4Motion en el futuro.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Volkswagen: no solo eléctricos