Captur: de Valladolid al infinito

El nuevo Renault Captur que estos días llega al mercado español se seguirá fabricando en la planta de Valladolid y exportando a más de 70 países de los cinco continentes.


El primer Renault Captur vio la luz en el año 2013 y en ese momento llegó para revolucionar el mercado de los recreacionales SUV. Desde entonces, más de 1.500.000 unidades se han fabricado en España para atender parte de la demanda mundial. Ahora llega la segunda generación, marcada por la incorporación de la tecnología más limpia con la versión E-Tech, que corresponderá al híbrido enchufable.

Los diseñadores del nuevo Captur han buscado la habitabilidad de un monovolumen, combinada con la elevada posición de conducción y con un chasis que le permite ofrecer sensaciones próximas a las de una berlina. Para ello el nuevo Captur crece 11 centímetros, ofreciendo una longitud total de 4,2 metros, y aumenta su distancia entre las ruedas, que por cierto llegan a ser de 18 pulgadas. De su imagen se encargan las luces led cien por cien, su firma luminosa en forma de C y su techo bitono ya característico de este modelo. Detalles como los cromados y sus protecciones negras alrededor del coche se encargan del resto.

INTERIOR FUTURISTA

Ya en el interior, a pesar de que todo se enfoca hacia el conductor, nuestras miradas se irán directamente a su pantalla central que en disposición vertical se ofrece con 9,3 pulgadas. El conductor, de forma táctil y sencilla, podrá acceder a todas las funciones del coche, retocando los ajustes del sistema Multi-Sense y de las numerosas ayudas a la conducción que aporta este modelo, que por cierto ha logrado las 5 estrellas en la prueba de EuroNcap. Tenemos que mencionar los asientos, ya que han mejorado mucho en confort y sujeción. En el habitáculo nos encontramos con elementos futuristas como la consola central flotante, la palanca de cambios de la versiones automáticas y el diseño de los reposacabezas delanteros. Y para finalizar, un maletero que aumenta en 81 litros su capacidad con el modelo anterior, pudiendo ahora cargar hasta los 536 litros.

Con más de 15 colores combinables con el techo, el Captur se puede personalizar con multitud de configuraciones. Bajo el capó, y mientras no llega la versión híbrida enchufable, Renault propone motores gasolina con potencias entre 100 y 155 caballos, mientras que en diésel va de 95 a 115 caballos, muchos de ellos con caja de cambios manual de seis velocidades o automática de doble embrague y siete velocidades. Sus precios comenzarán en los 16.600 euros.

Renault ofrecerá un Captur híbrido enchufable con 65 kilómetros de autonomía eléctrica en

la ciudad

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Tags
Comentarios

Captur: de Valladolid al infinito