Los niños, siempre en su sillita

En una silla infantil de seguridad instalada en los asientos traseros. Es la forma legal y más segura de llevar a un niño en un coche. Además, los expertos recomiendan que el menor vaya sentado a contramarcha.


Redacción

Los niños son una de las partes más vulnerables del tráfico. No hace muchos años viajaban en los coches sin sujeción y sentados en el asiento delantero. Eso hoy es una infracción grave, sancionada con 200 euros al conductor. Pero sobre todo es un riesgo de muerte para el niño. El año pasado perdieron la vida 21 menores de 12 años en las carreteras españolas, y 5 de ellos no usaban ningún sistema de retención infantil (SRI) en el momento del accidente. Puede que esas muertes se hubiesen evitado si los pequeños fuesen sentados en una sillita adecuada a su edad y a su estatura, y colocada en los asientos traseros. Es lo que marca la normativa actual, que obliga a que los menores de edad y de menos de 1,35 de alto vayan siempre en los asientos traseros. Hay algunas excepciones: que los coches no dispongan de asientos traseros; o, si los tiene, que estén ocupados por otros menores de las mismas características, o que no sea posible instalar en los asientos traseros todos los sistemas de retención infantil necesarios.

QUE NINGÚN NIÑO MUERA

Que ningún niño que viaje en un coche muera o sufra lesiones graves es el objetivo de la Alianza Española por la Seguridad Vial Infantil (Aesvi), que agrupa a DGT, a las administraciones de tráfico catalana y vasca, fabricantes e importadores de sillas infantiles, clubes de automovilistas, médicos, especialistas en emergencias y asociaciones de padres, entre otras entidades. La Alianza elaboró un decálogo con recomendaciones para el transporte seguro de los menores.

A CONTRAMARCHA

No es obligatorio, pero la Alianza aconseja llevar al niño sentado en una silla que vaya colocada en sentido contrario a la marcha del vehículo, aunque siempre de acuerdo con las especificaciones de las sillas. Los expertos aconsejan hacerlo el mayor tiempo posible, y en todo caso con los niños de menos edad, que tienen el cuello más frágil.

AUNQUE EL TRAYECTO SEA CORTO

La recomendación básica es que el niño viaje siempre en una silla infantil adaptada a su peso y talla, por muy corto que sea el trayecto.

NO A LAS SILLAS USADAS

Aesvi recomienda no comprar sillas de segunda mano y aconseja que la adquisición de un SRI se haga en tiendas especializadas.

MENOS DE 1,35 DE ALTO

El cinturón de seguridad es obligatorio para todos los ocupantes. Además, los menores de edad y de menos de 1,35 de alto deben ir en una sillita infantil instalada en los asientos traseros. 

200 EUROS DE MULTA

La sanción por incumplir la norma referida a los menores de 1,35 de alto es de 200 euros para el conductor. Es una infracción grave que puede implicar la inmovilización del coche.

SIN OBJETOS SUELTOS

Nunca se deben llevar objetos ni maletas sueltas dentro de un coche, y menos cerca de un niño. Un simple frenazo hará que salgan disparados y causar graves lesiones al menor. 

EL LADO DE LA ACERA

La entrada y la salida de los niños en el coche debe hacerse con la máxima seguridad. Lo recomendable es que esa maniobra se realice desde la puerta del lado de la acera.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Tags
DGT
Comentarios

Los niños, siempre en su sillita