Práctico y de buena familia

Un modelo de la marca Jeep, con toda su tradición, es una garantía entre los numerosos SUV de tamaño medio que pueblan el mercado. Este Compass, que ya está en los concesionarios con precios desde 25.500 euros, todavía dispone de tracciones 4x4 y versiones Trailhawk montañeras.


Los Jeep tienen el honor de haber sido los primeros todoterrenos puros tal y como los conocíamos hace algunos años. Ahora estos vehículos han evolucionado a un uso más asfáltico, pasándose a llamar SUV y en el tamaño compacto que nos ocupa, con este Compass, el Nissan Qashqai es el modelo de más éxito. El Compass será uno de sus rivales y para ello exhibe apellido, esa marca Jeep de la que puede presumir y que muestra con su característica parrilla de siete columnas verticales. Con 4,40 metros de largo está en el tamaño de sus rivales, Qashqai, Tucson, Ateca y muchos más. Sin embargo, el Compass es de los que más se siguen pareciendo estéticamente a los antiguos todoterrenos, como buen Jeeep que es.

Para su venta en España, la marca americana, ahora integrada en el grupo italiano Fiat, ha pensado en tres diferentes motores diésel y dos de gasolina. En diésel, la gama comienza con un 1.6 de 120 caballos y sigue con los dos litros de 140 y 170, estos últimos unidos a la tracción 4X4 y con cambio automático de nueve relaciones o manual de seis. En gasolina, por su parte, los motores serán 1.4 litros con potencias de 140 y 170 caballos, este último automático y con tracción 4X4. Más adelante llegarán las versiones Trailhawk, que todavía aportarán más posibilidades de conducción montañera a los Compass. Con la llegada al grupo Fiat, Jeep ha dado un paso adelante en motores eficientes y de consumos aquilatados.

El Compass ya está a la venta y sus precios comienzan desde los 25.500 euros, aunque la marca hará ofertas que aún lo pondrán más a tiro. Pero Jeep prefiere apostar por paquetes de financiación como el que ofrece para la versión de 140 caballos diésel con tracción 4X4 y caja automática, que se traduce en 230 euros al mes, con 4 años de garantía y otros tantos de mantenimiento. Por arriba los precios llegarán a los 39.900 euros de la versión gasolina de 170 caballos con acabado Opening Edition.

El Compass se convierte así en el hermano pequeño del Cherokee, un coche capaz de colmar las ambiciones de cualquier usuario de SUV compacto, con sistema Uconnect de tres niveles para el entretenimiento, con funciones Apple Car Play y Android Auto en las versiones altas, con lo cual podemos integrar las aplicaciones de nuestro móvil en el coche y también con todas las funciones de seguridad que se exigen ahora en este segmento del mercado que es el que más crece. A mayores, su potencial en montaña, con las versiones Trailhawk más altas y sistema Selec Terrain para elegir en cada terreno, no tendrá rival.

Votación
0 votos
Comentarios

Práctico y de buena familia