El nuevo ADN lo marca el Ateca

Ateca es una población aragonesa con poco más de dos mil habitantes. A partir de ahora, su nombre irá ligado al del modelo que Seat presentó en Ginebra. El ADN de la marca queda claro 


El Ateca lleva el inequívoco ADN de Seat. Es, por decirlo así, el crossover derivado del León, con líneas atléticas y marcadas, desarrolladas completamente en España. El Ateca llegará justo antes del verano a los mercados español y alemán y después al resto de Europa. Lo hará con motores diésel y gasolina con potencias que van de los 115 a los 190 caballos, pudiendo disponer de versiones de tracción delantera o total, así como con cajas de cambio manuales o automáticas DSG. 

Por supuesto, hereda del León tecnologías como los faros Full LED, o el asistente para atascos y emergencias, además de toda la moderna potencialidad de entretenimiento que tiene la marca, con pantallas de hasta ocho pulgadas y conectividad FullLink. Uno de sus puntos fuertes es la capacidad del maletero, que tiene 510 litros.

Como novedad el Ateca será el primer Seat que disponga de un acabado, llamado Xcellence, como tope de gama. Con una longitud de 4,36 metros, tratará de rivalizar con modelos como el Nissan Qashqai, el crossover más vendido del mercado español, o el propio Audi Q3, que también se fabricó en la factoría de Martorell. 

El Seat Ateca llega en el momento oportuno para incorporarse con éxito al mercado, ya que los modelos León e Ibiza encabezan las listas de más vendidos y este crossover se puede convertir en la tercera pata que necesita la marca para encumbrarse tras haber vendido ya en el 2015 cuatrocientos mil coches.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

El nuevo ADN lo marca el Ateca