Subaru retoca el modelo Outback

La marca japonesa, especialista en vehículos 4X4, incorpora una caja de cambios automática al diésel de esta berlina familiar que lleva ya 18 años en el mercado


MADRID / LA VOZ

El Outback es uno de los mejores exponentes del concepto allroad; es decir, berlinas familiares capaces de circular por el campo gracias a una tracción 4X4 y mayor altura al suelo. Este modelo de Subaru, que ya cuenta con 18 años de antigüedad, rivaliza por tanto con el Volkswagen Passat Alltrack, el Volvo XC70 o el Peugeot 508 RXH.

En Galicia no es muy conocido; de hecho, la marca contempla unas ventas en toda España de 500 unidades al año, pero ahora recibe algunas mejoras para satisfacer a una minoría de incondicionales que ven en él un coche robusto, fiable y con cualidades camperas (léase cazadores y pescadores, por ejemplo).

El Outback, con su estética clásica, recibe pequeñas modificaciones que afectan a su parrilla e interiores. Con sus 4,79 metros de longitud, ofrece un generoso maletero de 526 litros de capacidad, mientras que su interior sigue resultando algo anticuado pese a que se han mejorado materiales y equipamiento, que ya incluye navegador, manos libres Bluetooth, y entradas de audio USB y auxiliar, con mandos en el volante.

Lo mas resaltable del Outback 2013 es que la caja de cambios CVT Lineartronic, de transmisión variable continua, ya se puede acoplar por primera vez al motor diésel de arquitectura boxer (cilindros horizontales y opuestos). Se trata de un propulsor de dos litros con turbo de 150 caballos de potencia, que hasta ahora solo poseía una caja de cambios manual de seis velocidades. El otro propulsor del Outback es un gasolina de 2.5 litros y 173 caballos, con caja CVT Lineartronic.

Los precios del Outback parten desde los 30.700 euros para la versión diésel manual, desde los 34.400 euros para la diésel automática, y desde los 34.500 para la de gasolina automática. Tiene tres niveles de acabado.

ESTÉTICA CLÁSICA

La parrilla, los faros y, sobre todo, los antiniebla han sido modificados en esta cuarta generación. En el interior hay un nuevo display digital de información entre los dos relojes, y también dispone (de serie) de cámara de visión trasera, que comparte pantalla de siete pulgadas con el navegador.

ESTÉTICA CLÁSICA

La parrilla, los faros y, sobre todo, los antiniebla han sido modificados en esta cuarta generación. En el interior hay un nuevo display digital de información entre los dos relojes, y también dispone (de serie) de cámara de visión trasera, que comparte pantalla de siete pulgadas con el navegador.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos

Subaru retoca el modelo Outback