Sánchez responde al mal resultado en Galicia anunciando una legislatura larga

Pablo Medina MADRID / LA VOZ

ESPAÑA

Cuca Gamarra y Alberto Núñez Feijoo en el Congreso.
Cuca Gamarra y Alberto Núñez Feijoo en el Congreso. A. Pérez Meca | EUROPAPRESS

Feijoo saca pecho por el 18F y desafía al presidente del Gobierno por el «plebiscito» socialista sobre su liderazgo: «Aquí me tiene, de pie»

22 feb 2024 . Actualizado a las 05:00 h.

Más de sesenta horas tardó el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en evaluar el desastroso resultado del PSdeG en los comicios del pasado domingo, más allá de un tuit. En su vuelo a Marruecos, defendió que los comicios no tienen una lectura nacional y que sus alianzas con nacionalistas e independentistas es sólida. Por ello, anunció que no habrá elecciones generales hasta el 2027. Es decir, que tiene intención de agotar la legislatura pese a su debilidad parlamentaria.

El líder del PSOE achacó la derrota al adelanto electoral y a las complicadas negociaciones para que fuera investido presidente. Ambas, en opinión de Sánchez, demoraron una presentación eficaz de su candidato, José Ramón Gómez Besteiro, y de su proyecto. Pero consciente de que «el partido ha perdido poder territorial y tiene que renovar liderazgos», aseguró que se ejecutarán renovaciones «de la mano de la militancia en cada federación». Se espera, por tanto, que en los próximos meses el PSOE se regenere territorialmente en un proceso que no acabará antes del 2025.

Para el jefe del Ejecutivo, la clave de su estrategia residirá en la consolidación de proyectos de la mano de candidatos que se hagan conocidos con el tiempo. Puso de manifiesto que esa estrategia ya dio resultado en las pasadas elecciones municipales del 28M y puso de ejemplo la mayoría de Abel Caballero en Vigo. Una cosa está clara para el presidente: la alternativa «o la lidera el PSOE o es muy difícil».

«Plebiscito» superado

Antes de viajar a Marruecos, Sánchez confrontó con el líder del PP, Alberto Núñez Feijoo, en el Congreso. El jefe de la oposición sacó pecho de los resultados del 18F y le refirió a Sánchez que el «plebiscito» por su liderazgo resultó en positivo frente a un Partido Socialista convertido en «bisagra de los independentistas»: «El resultado es de 40 a 9. Aquí me tiene, de pie», citó.

Feijoo le recriminó que «si me hubiera insultado menos, hubiera obtenido un mejor resultado» en los comicios gallegos. Y además, mencionó que en mentiras «me gana por goleada» porque «miente sobre lo que decimos, hacemos y pensamos». Recuperó el resultado electoral para mencionar que la resolución esperada por Sánchez del «plebiscito» sería su caída del liderazgo popular. «Aquí estoy, de pie», insistió.

Se sumó a él la portavoz del partido, Cuca Gamarra, que consideró en su turno que «el desfile de ministros para insultar a Feijoo y a Rueda se saldó con 9 escaños» y que una semana más de campaña conllevaría que «el Partido Socialista desaparece como Sumar. ¿Es usted consciente de que han perdido todas las elecciones desde que Feijoo lidera el PP?», le preguntó la portavoz al presidente del Gobierno.