Interior compra miles de bolas de goma en medio del debate para su prohibición

Melchor Sáiz-Pardo MADRID | COLPISA

ESPAÑA

Antidisturbios protegen la Delegación del Gobierno en una protesta del sector naval del 2012.
Antidisturbios protegen la Delegación del Gobierno en una protesta del sector naval del 2012. Gustavo Rivas

La Guardia Civil adquiere en pleno debate abolicionista con los aliados de Sánchez material para diferentes unidades del instituto armado

22 ene 2022 . Actualizado a las 06:00 h.

La Guardia Civil acaba de renovar buena parte de su arsenal de pelotas de goma para usar en las algaradas. El instituto armado, según la documentación a la que ha tenido acceso este periódico, ha adjudicado a la empresa Falken, uno de los mayores fabricantes de material antidisturbios, un contrato por valor de 18.148 euros para la adquisición de 8.330 «bolas de caucho verdes» a fin de surtir a «diferentes unidades» del cuerpo. Según explican en la Guardia Civil, los proyectiles comprados por Interior son Tipo A, para el uso a distancias superiores de 50 metros, y puede ser usado por unidades ajenas a los antidisturbios.

La formalización de esta adjudicación (a un coste de poco más de dos euros por pelota) tuvo lugar el pasado 15 de diciembre, de forma simultánea al inicio de las conversaciones y contactos entre los grupos parlamentarios de PSOE y Podemos con los partidos aliados del Gobierno para reformar la llamada ley mordaza basándose en el texto pactado solo días antes por las dos formaciones que conforman el Ejecutivo de Pedro Sánchez.

Precisamente, el punto del proyecto de socialistas y morados que más ampollas levanta entre los socios de legislatura es la negativa de los dos partidos del Gobierno a prohibir expresamente por ley el uso de las pelotas de gomas en las fuerzas de seguridad del Estado. Singularmente ERC y Bildu han hecho de la abolición de este material antidisturbios su principal caballo de batalla en esta reforma de la Ley de Seguridad Ciudadana.