El precedente de la primera detención de Puigdemont

Cristian Reino COLPISA

ESPAÑA

Puigdemont con varios consejeros de Junts en junio del 2021 en Waterloo
Puigdemont con varios consejeros de Junts en junio del 2021 en Waterloo Horst Wagner | Efe

El expresidente catalán fugado fue arrestado en Alemania en marzo del 2018. Estuvo doce días en la cárcel. La justicia alemana solo aceptó extraditarlo por malversación. Y el juez Llarena desactivó la orden de captura

24 sep 2021 . Actualizado a las 08:58 h.

La detención de Puigdemont en Italia es la segunda del expresidente catalán desde que huyó a Bruselas, metido en el maletero de un coche, el 30 de octubre de 2017, días después de la declaración unilateral de independencia aprobada en el Parlamento catalán.

Fue arrestado el 25 de marzo de 2018, en virtud de la orden de europea de extradición dictada por el Tribunal Supremo para que fuera juzgado como lo fueron los dirigentes del procés, condenados con posterioridad a penas de 9 a 13 años y con el tiempo indultados por el Gobierno.

Puigdemont permaneció doce días en la cárcel. El Tribunal Regional Superior de Schleswig-Holstein, en el norte de Alemania, dictó su libertad bajo fianza de 75.000 euros y además declaró que no vio admisible el delito de rebelión que le imputaba entonces la justicia española. Sí en cambio el delito de malversación.