Ana Belén Vázquez: «Los gallegos tenemos la suerte de tener dos idiomas y vamos a hablar en el que más nos pete»

Francisco Balado Fontenla
Fran Balado MADRID | LA VOZ

ESPAÑA

Ana Belén Vázquez es la portavoz de Interior del PP en el Congreso
Ana Belén Vázquez es la portavoz de Interior del PP en el Congreso Marina Guillén | Efe

Ana Belén Vázquez mostró su malestar en el Congreso tras escuchar a Abascal denunciar un «apartheid» lingüístico

02 jul 2021 . Actualizado a las 05:00 h.

Ana Belén Vázquez (Bande, 1975), diputada nacional del PPdeG por Ourense y portavoz del grupo popular en materias de Interior y Seguridad, atiende a La Voz desde su pueblo, donde acaba de llegar después de recibir la segunda dosis de Pfizer. Afirma que tomará un poco de paracetamol para evitar una reacción adversa. Precisamente una reacción adversa fue lo que experimentó el miércoles durante el debate en el Congreso sobre los indultos, cuando escuchó al presidente de Vox, Santiago Abascal, denunciar un apartheid lingüístico en Galicia.

—Le salió del alma ¿qué le dijo a su compañero de escaño?

—A mi derecha está el diputado por Granada Carlos Rojas. No grité, porque es lo que ellos quieren, pero le dije que ya estaba bien de utilizar el idioma como un conflicto, y que en Vox no saben buscar votos si no es metiéndose con la cultura gallega y con Feijoo. Los idiomas no son para confrontar, son puentes para unir. Y me duele mucho por personas como mi madre, que el único idioma que tiene es el gallego. Es el idioma del rural, de las mariscadoras. Cada vez que se meten con el gallego se están metiendo con cientos de miles de gallegos. Los gallegos tenemos la suerte de tener dos idiomas y vamos a hablar en el que más nos pete. Tengo el acento gallego más acentuado que otros, pero mi manera de querer a España es con acento gallego. Qué cosa más bonita poder hablar en el Congreso con este acento.

—Un dirigente de Vox se refirió a usted como la «chillona gallega», pero no solo es el azote de los de Abascal, también destacan sus intervenciones sobre Marlaska.

—Es el peor ministro del Interior de la historia. Hoy finaliza la política de dispersión de los presos etarras, ya están todos en casa. Es bochornoso ocultar que en plena campaña del 2019 Pablo Casado había sido objetivo de los CDR. Lo hizo para no beneficiar al PP electoralmente, mientras tanto, aireaba amenazas a miembros del Gobierno en la campaña de Madrid.