PP y Vox pactan que Eugenia Carballedo presida la nueva Asamblea de Madrid

Francisco Balado Fontenla
Fran Balado MADRID | LA VOZ

ESPAÑA

Las dos fuerzas se comprometen a reducir a la mitad el número de diputados

08 jun 2021 . Actualizado a las 19:10 h.

No hubo sorpresas y la presidenta de la Comunidad de Madrid en funciones, Isabel Díaz Ayuso, logró sacar adelante su propuesta para que María Eugenia Carballedo fuese elegida este martes como presidenta de la Asamblea. La amplia mayoría salida del triunfo de la dirigente popular en las elecciones del pasado 4 de mayo facilitó su designación, allanada a última hora gracias a un acuerdo con Vox mediante el que ambas formaciones políticas se comprometen a presentar una propuesta de reforma del Estatuto de Autonomía con el objetivo de reducir el número de diputados regionales de manera considerable y pasar de los 139 actuales a 69, una disminución para la que necesitarán recabar el apoyo al menos de Más País o del PSOE, al requerir de una mayoría de dos tercios de la Cámara.

En un breve discurso dirigido a los diputados autonómicos, Carballedo se refirió a la nueva legislatura que comenzó a andar este martes y que comprenderá como máximo de dos años de duración como un tiempo «cargado de esperanzas y de retos» a consecuencia de la «histórica participación» electoral. Asimismo, la exconsejera de la Presidencia se comprometió a ser «la presidenta de todas sus señorías, sin excepción», garantizando que pese a la amplia mayoría de la que disfruta su formación en la Cámara, velará por la salvaguarda del principio de «equidad».

Podemos, fuera de la Mesa

A Carballedo la acompañarán en la Mesa tres compañeros del PP: Jorge Rodrigo (vicepresidente primero), José María Arribas (secretario primero), y Francisco Galeote (secretario tercero). Los populares cedieron sus votos para que la vicepresidencia segunda recayera sobre Ignacio Arias Moreno, de Vox. Las fuerzas de izquierda también se aliaron para que salieran adelante sus propuestas, por lo que los otros dos puestos se los reparten el socialista Diego Cruz, designado como secretario segundo, y la diputada de Más Madrid Esther Rodríguez, vicepresidenta tercera. De este modo, Podemos se queda sin presencia en el órgano de gobierno de la Asamblea de Madrid.