Podemos y la oposición exigen a Illa que deje ya Sanidad y se dedique a Cataluña

Todos los partidos coinciden en que el ministro no puede compaginar la precampaña del 14F y la gestión de la pandemia

El ministro de Sanidad, Salvador Illa, en una imagen de archivo
El ministro de Sanidad, Salvador Illa, en una imagen de archivo

Bilbao / Colpisa

La estrategia diseñada desde la Moncloa para que durante varias semanas Salvador Illa compatibilice su candidatura a la Generalitat con su papel de ministro de Sanidad chocó este lunes con el rechazo de los principales partidos. Entre ellos Podemos, socio de Gobierno de los socialistas y que al igual que PP, Vox, Ciudadanos e incluso los nacionalistas ve en la decisión de mantener a Illa en el Ejecutivo una simple jugada electoralista para rentabilizar su imagen institucional en la precampaña de las elecciones catalanas del próximo 14 de febrero.

La carrera hacia las urnas en Cataluña arrancará de forma oficial el viernes 29 de enero. La idea de Pedro Sánchez es que el titular de Sanidad esté en el Consejo de Gobierno hasta esa misma semana. De cumplirse esa previsión, entre el anuncio de que Illa relevará a Miquel Iceta al frente de la lista del PSC y su salida del ministerio habría transcurrido un mes.

¿Cuál es la principal ventaja para los socialistas? Pues que mientras el resto de candidatos tendrá que organizar sus propios actos y buscar un hueco en la agenda política, Illa mantendrá sus apariciones institucionales. De hecho, este lunes volvió a comparecer en rueda de prensa para explicar la situación sanitaria y el proceso de vacunación.

Exposición mediática

El problema para Illa es que esa exposición también tiene su cruz: permite al resto de partidos pasar al ataque. Y las críticas no han tardado en llegar. Lo han hecho, además, desde todos los frentes. Incluido el propio Gobierno. Porque desde Podemos tampoco ven bien que Sánchez no busque de forma inmediata un relevo para Illa en Sanidad. El principal argumento que defienden tanto el partido de Pablo Iglesias como el PP, Vox y Ciudadanos es que la crisis sanitaria que afronta España por el covid-19 requiere que haya una persona al frente del ministerio que se dedique de forma exclusiva a combatir al virus. «En las circunstancias actuales, el ministro de Sanidad debe estar centrado en la lucha contra la pandemia», manifestó el diputado de Podemos Juantxo López de Uralde en declaraciones a Radio Vitoria.

Las elecciones catalanas son una prueba de fuego para En Comú Podem, la coalición que engloba a los de Iglesias y al partido de Ada Colau y a la que las encuestas auguran un retroceso. En parte porque un sector de sus votantes podría apoyar a los socialistas. En ese equilibrio entre ser socios de Gobierno y rivales en unas elecciones, Uralde, de la máxima confianza de Iglesias, consideró legítimo que el ministro decida presentarse a unas elecciones «porque tiene perfecto derecho a ser candidato», pero también añadió que no es posible ser al mismo tiempo cabeza de cartel y tener esa responsabilidad institucional. En su opinión, en el ministerio debe estar alguien que «afronte al cien por cien la lucha contra la pandemia». «Estamos acostumbrados a campañas largas y aunque los comicios sean en febrero ya sabemos que, desde que se anuncian unas elecciones, todo el mundo se pone en modo precampaña», recalcó Uralde.

Una tesis compartida de forma todavía más vehemente por la oposición. Porque tanto el PP como Vox y Ciudadanos están convencidos de que detrás de la designación de Illa y de la decisión de mantenerle varias semanas más al frente de la cartera de Sanidad solo se esconde una estrategia de márketing político para «promocionarse». En un tono muy duro, Pablo Casado exigió al Gobierno de Pedro Sánchez que «esté en lo que tiene que estar, en salvar vidas y no en hacer campaña». «Su permanencia lo único que implica es que quiere la promoción para aumentar su expectativa de voto», añadió el alcalde de Madrid y portavoz de la ejecutiva nacional, José Luis Martínez-Almeida.

«Cerrado por campaña»

Vox fue todavía más allá y pidió que todos los viajes que realice a partir de ahora a Cataluña los pague el PSOE y no «vuelva a confundir el partido, el Gobierno y el Estado». «Si quieres ser candidato, dejas de ser ya ministro, porque no se puede ser ministro a tiempo parcial cuando te deje ratitos la campaña», afirmó por su parte Inés Arrimadas. La líder de Ciudadanos indicó que si Illa sigue compatibilizando ambas funciones, el Ministerio de Sanidad tendrá que poner un cartel que diga «cerrado por campaña».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

Podemos y la oposición exigen a Illa que deje ya Sanidad y se dedique a Cataluña