La paralización prevé un Congreso a pleno rendimiento durante el verano

Unas 55 proposiciones de ley y siete proyectos quedaron desde el jueves guardadas en un cajón

El coronavirus ha paralizado completamente la actividad en el Congreso
El coronavirus ha paralizado completamente la actividad en el Congreso

Madrid / EFE

El coronavirus ha paralizado completamente la actividad en el Congreso y nadie se atreve a precisar cuándo se reanudará. Marzo está perdido y abril lleva el mismo camino, así que entre los grupos se plantea ya la siguiente pregunta: ¿Se habilitarán los meses de julio y agosto?

Ninguna de las fuentes parlamentarias consultadas, diputados de cinco grupos diferentes, se atreve a pronosticar una fecha de regreso de la rutina al Congreso; tampoco a aventurar si la congelación actual de los trámites tendrá como consecuencia un verano a pleno rendimiento.

Pero todos reconocen que habrá que alterar el calendario para recuperar cuanto antes el parón de la Cámara, que se prevé largo. Según algunas fuentes, hay que contar con julio en la agenda, «eso seguro», matiza una diputada. Agosto es otro cantar, pero ninguno de los consultados lo descarta. «Trabajaremos a fondo sea cual sea el mes del año; esta crisis sanitaria excepcional implica sacrificios excepcionales», comenta una fuente de un grupo nacionalista.

Pedir ahora una agenda parlamentaria extraordinaria para el mes de julio resulta inconcebible, pero podría plantearse una vez se retome la actividad en el Congreso y haya que dar salida a las iniciativas registradas tanto para su debate en pleno como para su trámite en comisión. 

Leyes, a la espera

Unas 55 proposiciones de ley quedaron desde el jueves guardadas en un cajón, pues la Mesa ha avalado una propuesta de la presidenta de la Cámara, Meritxell Batet, para suspender también los plazos de los trámites que deben seguir las iniciativas registradas. El PP y Vox, tres representantes en una Mesa de nueve, votaron en contra al interpretar que con ello se cercenaba la labor de control al Gobierno.

También se acumularán siete proyectos de ley del Gobierno y numerosas proposiciones no de ley y muchísimas preguntas para respuesta escrita. También las propuestas legislativas de las comunidades autónomas o las iniciativas populares. Todo queda en el aire después de un 2019 de bloqueo en el ritmo legislativo del Congreso, pues solo salieron adelante decretos leyes del Ejecutivo.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

La paralización prevé un Congreso a pleno rendimiento durante el verano