Iglesias y Montero cobrarán cada uno 4.500 euros al mes más al sacar el tope salarial en Podemos

La solución que adoptará Adelante Andalucía se basa en reajustar el tope salarial: si antes el máximo eran tres salarios mínimos, a partir de ahora serán 2,5

Pablo Iglesias e Irene Montero, en el Congreso de los Diputados
Pablo Iglesias e Irene Montero, en el Congreso de los Diputados

madrid / la voz

Las explicaciones ofrecidas en las últimas horas por la dirección de Podemos, intentando acallar la tormenta de críticas que se originó tras desvelarse la intención de Pablo Iglesias de poner fin al tope retributivo para los cargos del partido equivalente a tres salarios mínimos interprofesionales (el resto lo donaban al partido), no han surtido efecto.

La ministra de Igualdad, Irene Montero, justificó esta decisión que se aprobará en unas semanas en la tercera asamblea ciudadana estatal de Podemos como la única vía que garantiza que, tras la subida del salario mínimo, la caja del partido siga recibiendo aportaciones de sus cargos. La misma línea argumental que siguió el secretario de organización, Alberto Rodríguez, quien difundió un vídeo en el que, además de acusar a los medios de comunicación de «malmeter» y de «mentir», trata de explicar la medida: «El SMI ha estado subiendo muchísimo», asegura, hasta el punto que podría darse la «paradoja» de que «si sigue subiendo, nuestros cargos no van a poder donar, porque van a cobrar menos».

Por otro lado, argumentó que con la implantación de un porcentaje destinado a la donación, que oscilará entre el 5 % y el 30 % en función de lo abultado de la nómina y de las cargas personales, se garantiza que todos puedan seguir aportando. El diputado canario lo ilustró con un ejemplo ficticio: si el SMI sube a 1.200 euros, «muchísimos concejales se quedarían sin donar, porque cobrarían menos» de esta cifra. «Es superfácil de entender», dice mientras se lleva las manos a la cabeza, «cae de cajón de pino».

Alberto Rodríguez pone el símil de un concejal, pero elude hacer números con la situación en la que quedarán Pablo Iglesias, Irene Montero y otros gerifaltes del partido, que aún en el caso de tener que donar ese máximo estipulado informalmente en el 30 %, la salud de sus finanzas personales se verá considerablemente mejorada. 

«No para enriquecerse»

Cargas familiares aparte, en el 2018 Iglesias tenía el límite en tres SMI netos, es decir, 2.700 euros. A partir de ahora, Iglesias tiene asignados 6.645 euros como vicepresidente del Gobierno, y otros 3.976 por su condición de diputado por Madrid, un total de 10.621 euros mensuales. Si a esta cifra se le resta el 30 % (3.186 euros) que, se supone, deberá aportar a la caja del partido, cada mes dispondrá de 7.434 euros. Esto supone 4.734 euros a mayores cada mes. Las cuentas para el caso de la ministra Irene Montero son muy similares.

Este aspecto ha suscitado buena parte de las quejas, tanto en un sector de las bases, como en exdirigentes críticos con la línea oficial, que precisamente por estas discrepancias ya están fuera del partido, o bien en la rampa de salida. Este es el caso de Teresa Rodríguez, una de las líderes de Anticapitalistas y todavía actual secretaria general de Podemos Andalucía, quien ayer dejó claro su malestar con que Podemos vaya a enterrar dos de las señas de identidad que le vieron nacer como partido: la limitación de salarios y la de mandatos.

Rodríguez defendió en Canal Sur su concepción de la política como «una dedicación temporal y altruista hacia su comunidad», y «no para enriquecerse», y aportó la solución que adoptará Adelante Andalucía, que se basa en reajustar el tope salarial: si antes el máximo eran tres SMI, a partir de ahora serán 2,5.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
20 votos
Comentarios

Iglesias y Montero cobrarán cada uno 4.500 euros al mes más al sacar el tope salarial en Podemos