La subdelegada de Gobierno en Málaga, candidata de Marlaska para dirigir la Guardia Civil

La propuesta debe ser ratificada por Defensa

María Gámez, subdelegada del Gobierno en Málaga
María Gámez, subdelegada del Gobierno en Málaga

Madrid / Colpisa

Fernando Grande-Marlaska ya tiene un nombre para cumplir su promesa de que una mujer dirija por primera vez a la Guardia Civil en sus 175 años de historia. Se trata de María Gámez, actual subdelegada del Gobierno en Málaga y de abultadísima trayectoria en las administraciones andaluzas.

La apuesta por Gámez, cuya designación no es firme y debe ser ratificada por Defensa que todavía no se ha manifestado, no disgusta en el cuerpo. Fuentes de Interior aseguraron que «no hay ninguna decisión tomada y que se están estudiando todavía varios perfiles». Desde Defensa, por su parte, se subrayó que se trata de un puesto que tiene que ser consensuado entre ambos ministerios.

El nombramiento en la dirección de la Guardia Civil es uno de los más esperados desde que la noche del martes 14 se confirmó que el ministro Grande-Marlaska había comunicado a Félix Azón que no seguía al frente de la Benemérita, tras una gestión que había sido cuestionada internamente. Azón se distanció del ministro a raíz de la de la denominada operación Judas contra los CDR acusados de terrorismo el pasado septiembre en Cataluña, cuando Marlaska se quejó amargamente de no haber sido informado de la relevancia del operativo de la Guardia Civil.

A pesar de las cautelas, Gámez es la mejor situada para el puesto. En sus 25 años de servicio público, Gámez ha trabajado en la Junta de Andalucía, el Parlamento autonómico, el Defensor del Pueblo Andaluz y el Ayuntamiento de Málaga, donde fue portavoz del grupo socialista en el consistorio. Antes de ser la subdelegada del Gobierno central en Málaga, fue delegada de la Junta en esa misma provincia.

De 50 años y madre de tres hijos, es licenciada en Derecho por la Universidad de Málaga y Diplomada en Alta Dirección de Empresas por el Instituto Internacional San Telmo. Es funcionaria del Cuerpo Superior de Administradores Generales de la Junta de Andalucía. 

Más cambios

Los cambios en la cúpula de Interior incluyen la salida de la diputada socialista Ana María Botella, que fue portavoz de esta materia en el Congreso hasta que Pedro Sánchez ganó la moción de censura en el 2018, y a quien releva en el puesto Rafael Pérez, juez como Grande-Marlaska y que ocupó estos 19 meses el puesto de jefe del Gabinete del ministro.

Grande-Marlaska aparta al PSOE del núcleo de poder del Ministerio del Interior

Melchor Sáiz-Pardo

Su golpe más inesperado ha sido la destitución de su número 2, la secretaria de Estado de Seguridad Ana Botella, que ahora suena en las quinielas para dirigir el CNI

Fernando Grande-Marlaska, después de un año y medio en el cargo, ya se siente seguro para volar solo. El titular del Interior ha decidido hacer una verdadera purga en su departamento para colocar a su gente de confianza estrecha en el núcleo de poder del ministerio y apartar a los miembros del PSOE o cercanos al partido que le fueron 'impuestos' (o sugeridos) cuando en el verano del 2018 llegó al palacio de Castellana 5 tras la moción de censura.

Su golpe más inesperado ha sido la destitución de su número 2, la secretaria de Estado de Seguridad Ana Botella, tras alabar públicamente en las últimas horas su labor en Interior. Que la relación entre ambos no era de confianza, y mucho menos de amistad, era un secreto a voces en el ministerio, pero la eficiencia de Botella parecía suplir el hecho de que hubiera llegado a Interior como parte del 'cupo del PSOE'. La hasta ahora secretaria es diputada socialista valenciana muy cercana a José Luis Abalos y fue portavoz del grupo en la comisión de Interior antes de dar el salto a Interior.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

La subdelegada de Gobierno en Málaga, candidata de Marlaska para dirigir la Guardia Civil