Sánchez promete un bus diario desde cada aldea a la cabecera de comarca

El PSOE presiona a Podemos con la extrapolación de Madrid Central a todas las ciudades o medidas para la regulación de los alquileres

El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez
El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez

Madrid | La Voz

Finalmente son 370 medidas, y aunque oficialmente no saldrán a la luz hasta este mediodía, cuando el presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, anuncie a bombo y platillo su programa de Gobierno en un acto que en la práctica servirá para lanzar su campaña, ya se conocen algunas de las cuestiones con las que el secretario general socialista tratará de aumentar su presión sobre Podemos.

El diario El País ha tenido acceso a un borrador, y tal y como se preveía, las reclamaciones de Podemos asoman a lo largo de todo su Programa Común Progresista, un nombre que resulta toda una declaración de intenciones. 

Uno de los aspectos que no se pasa por alto es el de la vivienda. Pablo Iglesias ha reclamado en sinfín de ocasiones que hay que intervenir en el mercado inmobiliario para evitar los abusivos precios que se pagan en determinadas ciudades por el alquiler. Sánchez propone «movilizar las viviendas vacías» y obligar a «los grandes tenedores de viviendas» a poner sus propiedades en el mercado. Además, como hizo en su día el expresidente Zapatero, promoverá ayudas para el alquiler de los más jóvenes. 

Madrid Central fue uno de los grandes caballos de batalla en las pasadas municipales. Sánchez y el PSOE han tomado buena nota de la regulación implantada por la exalcaldesa de la capital española y pretenden extrapolar el modelo a todas las ciudades españolas con más de 50.000 habitantes, por lo que en Galicia afectaría a Santiago, A Coruña, Vigo, Pontevedra, Ferrol, Ourense y Lugo. 

¿Qué pasa con la reforma laboral? Aquí no hay grandes sorpresas. Tal y como anunció el propio presidente durante su discurso inicial en el debate de investidura, se compromete a acabar con los aspectos «más lesivos de la reforma laboral». Ante la advertencia de la CEOE y otros partidos de los que explora su apoyo, como el PNV, irá al detalle, y lo grueso de las reformas implantadas por Rajoy seguirán en vigor, muy a pesar de Podemos. Tres cuartas partes de lo mismo sucederá con la ley mordaza. 

Otro de los compromisos que adquiere Sánchez es acabar con la España Vaciada. Para ello, recoge El País que «todas las poblaciones, sea cual sea su tamaño, contarían con servicio de transporte que comunique diariamente con la cabecera de comarca. También con atención sanitaria a domicilio cuando no exista un centro local de salud», algo que le resultará extremadamente complicado de cumplir en Galicia, por no decir imposible.

 Para mantener estos servicios Sánchez necesita aumentar la recaudación. Lo intentará a través de dos vías. Por un lado, mediante la Tasa Tobin, nombre con el que se conoce al impuesto sobre las transacciones financieras, ya incluido en el proyecto de Presupuestos que el líder socialista no logró sacar adelante. La idea es gravar un 0,2% todas las operaciones de compra de acciones españolas. Por otra parte, la tasa GAFA, que obligará a tributar un mínimo del 3% a grandes tecnológicas como Google, Amazon, Facebook o Apple en función de sus ventas en el territorio español.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Comentarios

Sánchez promete un bus diario desde cada aldea a la cabecera de comarca