El PP catalán acusa a Colau de un «efecto llamada» a delincuentes

La permisividad con okupas y manteros ha provocado la crisis de seguridad en Barcelona, asegura Alejandro Fernández

Alejandro Fernández, líder del PP catalán
Alejandro Fernández, líder del PP catalán

redacción / la voz

El líder del PPC, Alejandro Fernández, ha acusado a la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, de haber generado un «efecto llamada» para «las personas que tienen como vocación la delincuencia» con las políticas promovidas en sus primeros cuatro años de Gobierno.

«La sensación de que estamos, como se diría en el lejano Oeste, en una ciudad sin ley, acaba generando un efecto llamada a todas las personas que tienen como vocación la delincuencia o el constante incumplimiento de las normativas», ha sostenido en una entrevista concedida a Efe.

Para el dirigente popular, la «permisividad» que, según él, ha mantenido del Ayuntamiento con colectivos como los okupas y los manteros han provocado que Barcelona sea vista como una ciudad donde «no se persigue a quien incumple la ley». Y eso, dice, ha animado a los delincuentes a instalarse en ella.

El dirigente del PPC ha afirmado que el aumento de la percepción de inseguridad es «responsabilidad exclusiva» de Colau, aunque ha reconocido que, tras su reelección, ha empezado a corregir parte de «sus actitudes negligentes, por ejemplo, en relación a los manteros». «Colau ha hecho de bombero-pirómano. Primero se ha dedicado durante cuatro años a esa pedagogía contraria a la seguridad ciudadana y ahora, que ha visto que el tema se le iba de las manos, ha fichado a una persona razonable, que tiene experiencia en este ámbito», ha opinado en referencia a Albert Batlle, exdirector de los Mossos d’Esquadra, como responsable de la seguridad.

El Ministerio de Turismo dice que los casos de inseguridad en Barcelona son puntuales y pide no dramatizar 

Ante el aumento de homicidios y robos violentos en Barcelona durante los primeros seis meses de este año, el Ministerio de Industria, Comercio y Turismo ha querido lanzar un mensaje de tranquilidad para que el sector turístico no se vea perjudicado. El departamento dirigido por Reyes Maroto considera que los episodios de inseguridad que se vienen sucediendo en Barcelona son una cuestión «puntual» sobre la que extremar las precauciones y que no debe repetirse en ningún destino. Por eso, la ministra ha hecho un llamamiento a «no dramatizar ni a exagerar de manera desproporcionada», pues la seguridad es uno de los pilares de la oferta turística en España. 

Plan Verano de refuerzo policial

«Nos preocupa, porque la seguridad es una de las ventajas competitivas que tiene el destino España, junto con la hospitalidad y la oferta turística y de producto, por lo que nuestra voluntad es garantizar esa seguridad y estamos colaborando en este caso con el Ayuntamiento de Barcelona», ha dicho la ministra, según recoge Europa Press.

Maroto ha recordado que el Ministerio del Interior cada verano refuerza la presencia policial en muchas comunidades autónomas, sobre todo en las zonas más turísticas, gracias al Plan Verano que se pone en marcha cada año, y de «forma muy eficaz».

Sobre las huelgas de este verano, Maroto ha reconocido que en esta época en la que se mueve más volumen de pasajeros «son habituales y no pillan por sorpresa», pero ha indicado que deben buscarse acuerdos a través de la mediación que permitan su desconvocatoria y, si no fuera posible, se establecerán los servicios mínimos que garanticen la movilidad.

En cuanto a la evolución del verano, ha incidido en que los datos de la temporada turística son buenos en términos generales, si bien se constata una diferencia entre los destinos urbanos y aquellos de sol y playa, donde más se resiente el modelo y que requieren de inversiones.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

El PP catalán acusa a Colau de un «efecto llamada» a delincuentes