Dolores Delgado: «No voy a dimitir, ni este Gobierno ni esta ministra va a aceptar el chantaje de nadie»

La ministra de Justicia se quedó sola en la sesión de control al Gobierno: «Es un zombie, una rémora; ¡váyase!»

;
Crece la presión pero la ministra de Justicia no dimite Casado y Rivera buscan forzar elecciones ya

Madrid | La Voz

Aumenta la presión sobre Dolores Delgado. Esta mañana la ministra de Justicia ha descartado dimitir y ha garantizado que no se va a dejar chantajear por nadie, en referencia al excomisario Villarejo. «Ni este Gobierno ni esta ministra va a aceptar el chantaje de nadie», ha subrayado en su intervención en el Congreso de los Diputados. Ha recordado que en sus 30 años como fiscal no se ha achantado «ante narcotraficantes, terroristas, corruptos o violadores de los derechos humanos» y que tampoco lo va a hacer ahora. Puestos en pie, los diputados socialistas han apoyado sus palabras con un aplauso.

De momento, la titular de Justicia ha cancelado su agenda de esta tarde en Zaragoza, según informa Europa Press: tenía previsto asistir a una entrega de diplomas en la Facultad de Derecho e intervenir en un seminario sobre libertad de expresión y prevención de la violencia y discriminación por razón de género. Ha suspendido el viaje a la capital aragonesa por cambios en su agenda, sin ofrecer más detalles al respecto. Comparecerá a petición propia sobre el tema en la Comisión de Justicia del Congreso el 10 de octubre. 

El Gobierno afirma que apoya la continuidad de Dolores Delgado al frente del Ministerio de Justicia. Considera que la ministra está siendo sometida a una persecución política y mediática que forma parte de la estrategia de «la derecha» para abatir a este Ejecutivo. Pero el respaldo no es tan claro ni tan firme como lo fue en primera instancia con dos de sus ya excompañeros, Màxim Huerta y Carmen Montón, por lo que el futuro de Dolores Delgado como titular del departamento está en el aire. La fotografía de Delgado de este miércoles en la sesión de control afrontando en solitario las preguntas de los parlamentarios no ofrece la imagen más firme de respaldo. Los tres asientos a su izquierda y los tres a su derecha permanecieron vacíos durante el tramo de dicha sesión de control en el que le tocó intervenir. Al final de la sesión de hoy sus compañeros la apoyaron con un aplauso en pie en el hemiciclo.  

Las grabaciones continúan goteando. La última, publicada esta mañana por el digital Moncloa.com, en la que afirma que en un viaje a Colombia sorprendió a jueces y a fiscales españoles con menores de edad. Pero Dolores Delgado optó por la misma estrategia que ayer en el Senado, en donde fue reprobada: no entrar al trapo y limitarse a responder las preguntas registradas para la sesión.

No obstante, no se libró de las críticas, especialmente belicosas de la oposición, pero que también llegaron por parte de sus socios parlamentarios. En el primer grupo, el diputado popular Rafael Hernando le exigió su inmediata dimisión. «Mentir no es de justicia. Su presencia hoy es una vergüenza y mancilla esta Cámara. La ministra de Justicia es la notaria mayor del reino, se le tienen que exigir las mayores dosis de compromiso con la verdad. Y usted no dice la verdad ni cuando rectifica. Cada comunicado desde su ministerio es una mentira. España necesita un Gobierno decente, y ni usted ni el doctor Sánchez están a la altura. Usted es rehén de sus peligrosas amistades con las cloacas. Es un zombie en un Gobierno al que ni el CIS le va a cambiar la cara. Es una rémora para cualquier Gobierno. La opinión pública ya le ha condenado. Váyase».

Pero el gran problema para Dolores Delgado y para el Ejecutivo de Sánchez llega por parte de la falta de confianza de sus aliados en la moción de censura. Ayer Pablo Iglesias pidió su cabeza «de forma cristalina», al considerar que un ministro no puede mantener ninguna amistad con «tipejos» como el excomisario Villarejo, el anfitrión de las comidas en las que supuestamente se realizaron las grabaciones. Esta mañana se ha sumado a las críticas ERC, que a través de su diputada Carolina Telechea, criticó como «muy grave» que la ministra no denunciara en su día a los jueces y fiscales a los que sorprendió con menores durante su viaje a Cartagena de Indias.

La última crisis ha sorprendido a Pedro Sánchez de viaje oficial en Estados Unidos, desde donde defendió la fortaleza de su Gobierno y reafirmó su intención de agotar la legislatura. El jefe de la oposición, Pablo Casado, no opina lo mismo. A su llegada al congreso esta mañana repitió que el Ejecutivo de Sánchez se cae «a trozos». Su compañera de partido, la portavoz del PP en la Cámara Baja, Dolors Montserrat, volvió a demandar una convocatoria electoral inmediata. También Ciudadanos, a través de su presidente, Albert Rivera, exigió urnas cuanto antes. 

Esta mañana se ha conocido que el comisario Villarejo contesta a Delgado que su estrategia de defensa no es «atacar al Estados» y pide, a través de un comunicado, una rectificación. 

La ministra de Justicia, contra las cuerdas

Fran Balado

Otra grabación de una cena con Villarejo en la que llama «maricón» a Marlaska, lleva a Iglesias a unirse al PP y a C's para exigir la dimisión de Delgado, reprobada además en el Senado

Un nuevo asiento del Consejo de Ministros vuelve a estar en peligro. Esta vez se trata del de la titular de Justicia, Dolores Delgado, que se encuentra en una situación comprometida tras salir a la luz otra grabación del año 2009 en la que se refiere diciendo que es «un maricón» a Fernando Grande-Marlaska, por entonces compañero en la Audiencia Nacional y en la actualidad compañero de Gabinete. Delgado utiliza la condición sexual del ministro del Interior para hacer un par de comentarios homófobos, con los que busca y consigue la sonrisa de varias de las personas con las que comparte mesa en un restaurante gallego de la capital española: el juez Baltasar Garzón, el polémico excomisario Villarejo y otros altos cargos policiales.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
16 votos
Comentarios

Dolores Delgado: «No voy a dimitir, ni este Gobierno ni esta ministra va a aceptar el chantaje de nadie»