Aguas de Barcelona vuelve a ubicar su sede social en Cataluña

El consejo de administración de la Sociedad General de Aguas de Barcelona decide el regreso «por la estabilidad económica»


El consejo de administración de la Sociedad General de Aguas de Barcelona (SGAB), matriz del grupo Agbar, ha acordado volver a ubicar su sede social en Barcelona por la actual estabilidad económica, según un comunicado difundido por la compañía.

La empresa decidió trasladar de forma temporal su sede social a Madrid el 7 de octubre del 2017, debido al contexto político en Cataluña, para «preservar la seguridad jurídica de los inversionistas y la protección de los intereses de sus trabajadores/as, clientes y proveedores».

«La estabilidad económica ha propiciado que el consejo de administración de Agbar se haya decidido a adoptar esta medida», detalla el comunicado.

La compañía ha asegurado que el cambio del domicilio social no ha tenido afectación en el servicio prestado a los clientes ni ha afectado a las inversiones planificadas, que se han ejecutado en los plazos previstos.

Agbar ha precisado que es accionista de diversas operadoras del ciclo integral del agua en Cataluña, que durante este periodo han mantenido su sede social en la región.

Cerca de 300 empresas abandonaron Cataluña desde junio por el desafío

m. l.

Ya son más de 2.000 las sociedades que desde enero se trasladaron a otras comunidades

El desafío independentista no cesa de perjudicar a la economía de Cataluña, pues la fuga de empresas ubicadas en esa comunidad continúa hacia otras, la mayoría para Madrid, pero también hacia Baleares, Valencia y Galicia. En esta última han recalado al menos dos de las 53 sociedades que abandonaron Cataluña en el mes de agosto. Con estas huidas ya son 5.233 las compañías que no están dispuestas a continuar en una comunidad cuyos dirigentes ponen su seguridad en riesgo. Así, entre el conflictivo octubre del año pasado, que comenzó con la celebración del referendo ilegal convocado por los independentistas, y en diciembre de ese año fueron 3.200 las empresas que optaron por marcharse de Cataluña. Este goteo incesante arroja un cómputo de 1.890 que se fueron de la región en el primer trimestre de este año y que ya suman 2.033 en los primeros ocho meses del 2018.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
12 votos
Comentarios

Aguas de Barcelona vuelve a ubicar su sede social en Cataluña