El PP se sirve de críticos de Ciudadanos para atacar a Rivera por su financiación

Exmilitantes de la formación liberal denuncian una subasta para ir en las listas del partido


madrid / colpisa

«Estamos asombrados de las cosas que estamos oyendo». El PP se valió este jueves del relato de exmilitantes críticos de Ciudadanos para apuntar directamente a la cúpula de la formación liberal por supuestas irregularidades en sus cuentas. Los populares han hecho valer su mayoría en el Senado para devolver la jugada y situar ahora las finanzas de su adversario bajo sospecha. «Si la batalla que quieren escoger es la de la corrupción, tienen todas las de perder», advirtió Albert Rivera.

El testimonio de la Plataforma por las Garantías Ciudadanas facilitó, en todo caso, que el PP diera por acreditado un «catálogo de irregularidades» en casa de su rival y exigiera explicaciones a Rivera. Es la asociación conformada por antiguos afiliados y expulsados que en el 2016 pusieron en conocimiento de la Fiscalía Anticorrupción posibles indicios de financiación ilegal en Ciudadanos. Y aunque la denuncia fue archivada, el abogado del colectivo hiló un discurso plagado de sombras sobre el modo de operar de la organización en los comicios locales del 2015.

Cuenta Alberto Ganga que en aquella cita electoral los candidatos de Ciudadanos ascendían en las listas según su aportación económica al partido. Los cinco primeros puestos en Fuenlabrada, por ejemplo, podrían haber costado 11.000 euros y en San Sebastián de los Reyes, sostiene el letrado, el cabeza de cartel llegó a ser sustituido por alguien que puso sobre la mesa 18.000 euros. A partir de ahí, los gastos de la contienda electoral, siempre según la visión de Ganga, habrían sido recuperados gracias al dinero público recibido tras la constitución de los grupos municipales. «Ese reintegro solo lo hemos podido acreditar en Murcia -reconoció-; el Tribunal de Cuentas detectó cómo las facturas de la campaña se cargaron al grupo municipal y parlamentario».

Problemas con la Justicia

El abogado, además, trasladó que el partido liberal funciona con una única cuenta de ingresos a nombre de Cuadrado y del secretario general, José Manuel Villegas, y otra de gastos abierta en las sucursales del Banco Popular allí donde Ciudadanos obtuvo grupo municipal. Las transferencias serían autorizadas por los dos titulares. Pero además Ganga asegura que se ha ideado un sistema de contratos de «prestación de servicios» para poder traspasar dinero a los grupos municipales sin informe que justifique la operación.

La plataforma de exmilitantes, sin embargo, lamenta que siempre se topara con «serios problemas» para lograr que la Justicia investigara. Cuando en 2016 presentó su denuncia, el Congreso estaba bloqueado y Mariano Rajoy convocaría dos meses después nuevas elecciones.

C's y el PNV se declaran la guerra sin cuartel

R. G.

Albert Rivera promete eliminar el cupo vasco y Ortuzar lo compara con Berlusconi

Estaba larvada, pero este jueves estalló la guerra sin cuartel entre Ciudadanos y el PNV. Abrió fuego el presidente de la formación nacionalista: «El mayor problema que tiene hoy en día la política española es de color naranja y se llama Ciudadanos». Contraatacó Albert Rivera: «El mayor problema de España es el supremacismo, la insolidaridad y la voluntad de ruptura de los nacionalistas».

Hasta ahora, Ciudadanos arremetía contra el PNV en las espaldas del PP, al que reprocha cada vez que puede sus acuerdos favorables para los nacionalistas vascos en detrimento del resto de los territorios. Pero hoy prescindió de terceros y Rivera se lanzó a la yugular. Garantizó que si su partido gobierna se van a acabar «los privilegios y los chanchullos» que «los chicos de Sabino Arana y del cuponazo vasco» han arrancado a Mariano Rajoy a cambio de su respaldo a los Presupuestos.

Seguir leyendo

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El PP se sirve de críticos de Ciudadanos para atacar a Rivera por su financiación